2013-05-08 17:05 FC Barcelona Por: Administrador

Dos mentiras que retratan a Sandro Rosell



Dijo Josep Maria Bartomeu, vicepresidente de la parcela deportiva del FC Barcelona, en RAC 1 el 20 de diciembre: "El contrato de renovación de Abidal está redactado y en cuanto juegue su primer partido, lo firmaremos". El contrato de Abidal estará redactado, pero nadie se ha dignado a sentarse con él para explicarle qué va a ser de su futuro. Abidal ya ha jugado varios partidos y aún no ha firmado nada. ¿Qué necesidad tenía Bartomeu de mentir?



La mentira de Bartomeu recuerda a la de Andoni Zubizarreta cuando dijo hace unos meses que "las negociaciones para la renovación de Víctor Valdés van por buen camino". Al día siguiente Valdés afirmaba públicamente que hasta ese momento no se había producido ninguna negociación y que por tanto ésta no iba ni por buen ni por mal camino. Una semana después su representante y su padre se reunían con la plana mayor del Barça para dejarles en evidencia desmintiéndoles. La negociación no sólo no iba por buen camino sino que el agente de Valdés se negó a negociar y transmitió al club la voluntad de su representado de no renovar el contrato que le liga al Barça hasta 2014.

Sorprende que una directiva tan poco transparente, tan poco dada a comunicar a sus socios lo que se cuece en los despachos, haya podido cometer dos errores de esta naturaleza. Estamos ante dos mentiras flagrantes. Y ya lo dijo Josep Lluis Núñez: "Al socio no se le puede engañar".