2016-11-21 20:11 El Soplo Por: Administrador

A Messi no se le arranca del Barça con dinero



Fede Peris El diario El Mundo ofrece hoy una información en la que se explica que Leo Messi ha recibido una oferta para no renovar por el Barça. De esta manera, el club interesado en hacerse con su servicios esperaría al 1 de julio de 2018 para llevárselo sin que el Barça vea un euro por su marcha. De esta manera, siempre según el diario madrileño El Mundo, el club comprador se ahorraría de pagar al Barcelona los 250 millones más intereses, cifra de su cláusula de rescisión y todo el dinero iría a parar al bolsillo del jugador. La teoría se sostiene con mucha dificultad, especialmente porque la información no revela el nombre del supuesto club que estaría detrás de la operación, aunque deja caer que  "según fuentes fiables del mercado, una de las entidades que estaría al acecho es el Manchester City". Primer error, porque ni Leo Messi tiene el más mínimo interés de volver a unir su destino al de Pep Guardiola, ni éste desea someterse al eclipse que genera Leo Messi a todo aquel que se le acerca. Si un día Messi dejara el Barça no sería precisamente para ponerse a las órdenes de Pep Guardiola, con quien mantiene una relación fría y distante, por no decir que inexistente.

Messi nunca se sometería a un año y medio de infierno

El segundo error es que Leo Messi no aceptaría participar en una jugarreta de esta naturaleza al FC Barcelona, el club que le abrió sus puertas y le dio una oportunidad para abrirse camino en el mundo del fútbol cuando se le cerraron todas las puertas de su país. Eso por un lado. Y por otro, ni Leo Messi ni su entorno más próximos son tontos. Saben que prestarse a este juego sería tanto como someterse a un infierno de año y medio en Barcelona. Dicen que del amor al odio sólo hay un paso. Que se lo pregunten a Luis Figo.  Ahora mismo no hay nadie más querido en Barcelona que Leo Messi, es tanta la pasión que siente por él el barcelonismo, que podría convertirse en odio visceral si Messi traicionara al club que se lo ha dado todo. A Messi n nunca le interesaría una salida programada a largo plazo. En todo caso debería plantearse como una salida sorpresa al final de temporada y no como lo propone  el diario madrileño. Y el tercer error es que a Leo Messi no se le compra con dinero. Messi tiene todo el dinero que necesita él y las cinco próximas generaciones que le sucedan. El dinero es importante, pero a estas alturas de su vida no lo es todo. Además, sabe que cualquier oferta que pueda recibir del exterior siempre podrá ser igualado por el Barcelona, y más desde que sabe que Rakuten estará dispuesto a colaborar en su renovación ofreciéndole suculentos contratos publicitarios capaces de igualar la mejor oferta que le pueda llegar de fuera. El "problema" Messi es más de cariño, de sentirse arropado y defendido y protegido por el club de todas las agresiones que a diferentes niveles le llegan desde el exterior. Y eso tiene solución. Que nadie piense que Messi va a estar año y medio jugando en el Barça esperando que acabe su contrato para salir huyendo. Eso ni va con él ni lo merece el FC Barcelona. Sería tan mezquino que es impensable en Leo Messi,el mejor jugador de todos tiempos.    

Deja tu Comentario