2012-04-11 22:04 Real Madrid Por: Administrador

A Mourinho le salen las cuentas para ser campeón



Esta historia de José Mourinho comienza en la campaña 2002-03, cuando al frente del Oporto, el míster luso se dejó siete puntos en el tramo final de temporada tras empatar con el Sporting de Braga y el Académica, y perder ante el Paços de Ferreira, situación que no le impidió ganar la Liga. Situación parecida se repetiría un año más tarde, cuando el equipo de Mourinho se dejó diez puntos al empatar ante el Nacional y el Beira Mar, además de caer ante el Gil Vicente y el Rio Ave.

En Londres la historia continuaría. Campaña 2004-05 y los blues se dejaban seis puntos en la recta final del campeonato al empatar contra el Arsenal, Newcastle y Birmingham, algo que no impidió hacer campeón al Chelsea. Una temporada más tarde, el bucle regresaba, Mourinho desperdiciaba once puntos al empatar con Birmingham, y perder ante Fulham, Blackburn y Newcastle, algo que nuevamente no era excusa para hacer campeón al equipo de Roman Abramovich.



La temporada 2006-07 fue el único pero en la carrera de Mourinho. El año en el que la historia decidió cambiar. El Chelsea se dejaba nuevamente diez puntos en el tramo final y perdía la Liga, situación que le sirvió como experiencia al luso para aprender a que aquello no podía repetirse.

En Italia la dinámica no cambió. Así, en el curso 2007-08, ya al frente del Inter de Milán, Mourinho volvía a repetir la dinámica de su carrera, dejándose nueve puntos en el tramo final del Scudetto al empatar ante el Chievo Verona, Atalanta y Palermo, además de caer ante el Nápoles. Esta situación no le impidió reinar también en el país transalpino.

Así, este año parece que la historia se repite, y el pasado le ha servido como experiencia al técnico portugués. En el tramo final de temporada el Real Madrid se ha dejado este año seis puntos, pero aún sigue a cuatro de distancia del Barcelona. Ganar en el calderón y seguir la racha. El luso no está preocupado, todo lo contrario.



Los equipos del técnico luso se destacan por comenzar muy fuertes sus temporadas, y flojear algo al final, pero es normal, debido al cansancio sufrido. Este hecho no le ha impedido a ser el único técnico que opta a conseguir el póker de las cuatro mejores ligas del mundo, solo falta la Liga, y parece que su nombre se erige ya en el trofeo de esta temporada. 


Deja tu Comentario