2012-04-25 09:04 Real Madrid Por: Administrador

A un paso de la Décima



El madridismo lo tiene claro, este miércoles se juegan mucho. El equipo está a un paso de la Décima, y la afición no va a fallar. El equipo ha apelado a la ayuda de la afición para poder superar la eliminatoria contra el Bayern y colarse en la final del próximo 19 de mayo que se celebrará en la ciudad alemana de Múnich.

Con el espíritu de Juanito en la retina, hay que recordar a los alemanes que ‘90 minuti en el Bernabéu son molto longo’, o como dirían ellos ‘Deutsch Leute 90 Minuten Sind Sehr Lange im Bernabeu’. El estadio blanco registrará un lleno absoluto, casi 80.000 almas apoyando a su equipo desde el calentamiento. No faltará nada, tifo incluido con la imagen del gran Juanito, al cual se recordará tras fallecer hace 20 años en un trágico accidente de tráfico.



Los jugadores necesitan sentir ese plus, el aliento de su afición en el cogote. El Bernabéu será el encargado de llevar al equipo en volandas hacia la final, a estar a un paso de la Décima, a la cual ya se le reserva un sitio privilegiado en la vitrina del Bernabéu. Mourinho ha concienciado a los suyos de que el futuro pasa por sus manos, que ellos tienen el poder de presentar una ardua batalla ante el Bayern y hacer sentir a la afición madridista plena. Con la Liga casi en el bolsillo, la Champions es el siguiente paso para certificar el advenimiento del nuevo rey del fútbol mundial, el Real Madrid. El ocaso del Barcelona ha llegado, el club blanco quiere marcar el nuevo paso, pero para ello habrá que sobrepasar al Bayern y posteriormente al Chelsea en la final, pero paso a paso.

El marcador cosechado en Múnich no es del todo malo, pero si peligroso. El vestuario lo sabe, y más tras ver la derrota del Fútbol Club Barcelona por televisión. El Madrid ha aprendido de sus errores y saldrá a morder desde el minuto uno. Fútbol de ataque, ese que ha demostrado el equipo en las grandes citas. Marcar un gol temprano y buscar el segundo. Ese debe ser el sino del equipo si quiere volver a Múnich, pero esta vez a la gran final.

Mourinho apostará por un equipo a la ofensiva, como ha hecho desde que llegó, pero con solidez defensiva. Los alemanes no pueden marcar. Así, el luso podría apostar por reforzar el centro del campo y dar ayudas a Xabi Alonso, el cual estuvo muy castigado en el partido de ida.



Todo está listo, el madridismo vive un día muy especial, la final de Múnich está cada vez más cerca, pero hay que ganarse el sustento en el terreno de juego. El Madrid tiene que demostrar que es una realidad. Qué el sueño de la Décima está más cerca.


Deja tu Comentario