2011-03-16 14:03 FC Barcelona Por: Administrador

Abidal hará más fuerte al barcelonismo



Dicen que no hay mal que por bien no venga. Soy consciente de que en una noticia tan trágica como la de Abidal es difícil encontrarle alguna parte positiva, pero estoy convencido que el mismo jugador francés es lo que ha empezado a hacer y es el mensaje que ha querido transmitir esta mañana cuando se ha acercado a la Ciutat Esportiva Joan Gamper del FC Barcelona.

La baja de Abidal por lo que resta de temporada, lejos de hundir anímicamente a los futbolistas, debe hacerlos más fuertes. Ante cualquier adversidad sólo hay dos posturas, o derrumbarte y bajar los brazos, o unir fuerzas y sobreponerte a ellas. El barcelonismo debe estar más unido que nunca y luchar para acabar conquistando todos los éxitos posibles, por los jugadores, la afición y sobretodo por Eric Abidal. Hoy más que nunca ha empezado una nueva era en el barcelonismo. Fuera de las polémicas que nos llegan desde Madrid, hay que seguir trabajando y levantarse de este golpe tan duro. Hay que ganar el próximo partido como hará Abidal ganándole la partida a su enfermedad. No habrá mayor satisfacción para el aficionado blaugrana que dedicarle todos los títulos al jugador francés, y para el propio futbolista, no podrá recibir un mayor homenaje que ver como sus compañeros se dejan la piel por él.

Con todo esto, también se merecen unas palabras de elogio todos los mensajes que ha recibido el jugador francés por parte del resto de sus compañeros de profesión y de todos los aficionados que no son del FC Barcelona. Excepto cuatro insensibles, la resta de los aficionados, sobretodo del Real Madrid, han dado todo su apoyo a Eric Abidal demostrando que la gente es humana y que los sentimientos de cada uno se dejan al lado ante tal acontecimiento.

Desde aquí le deseamos toda la suerte del mundo a Eric Abidal. El francés es una persona muy fuerte tan física como mentalmente y estamos convencidos de que superará esta patología con éxito. Eric Abidal es una persona que le ríe a la vida, y de bien seguro que la vida le reirá al magnífico jugador francés.


Deja tu Comentario