2014-04-21 13:04 Real Madrid Por: Administrador

¿Ahora toca ayudar al Atlético de Madrid?



Carlos Muñiz

Resulta sorprendente que el Real Madrid, el equipo que más pisa el área y más goles consigue en el campeonato liguero, se haya beneficiado de una manera tan desproporcionadamente negativa de los penaltis favorables en comparación al Atlético de Madrid y FC Barcelona, sus rivales en la lucha por la Liga. Ayer, un nuevo favor al Atlético de Madrid. Antes, era el Barcelona el que se beneficiaba de los "errores" arbitrales. Lo cierto es que la injusta distribución de las penas máximas está falseando una competición en la que no se mide con el mismo rasero a todos los equipos.



Ayer el Atlético de Madrid tuvo el honor de aprovecharse de dos penaltis señalados por Gómez Clos. Dos penaltis típicos que al Real Madrid no se le pitan, lo que viene a confirmar el trato de favor que están recibiendo el Atlético y el Barcelona mientras el equipo blanco tiene que realizar un sobresfuerzo para sobreponerse a los penaltis que les pitan a sus rivales y a las situaciones de superioridad numérica que tantas veces disfrutan.

El Barça, sin ir más lejos, es el indiscutible "puto amo" de los penaltis. Le han pitado 11 a favor, de los cuales ha transformado 10. El Atlético es segundo en esta clasificación. Se ha visto favorecido con la señalización de 10 penaltis, de los que sólo 6 acabaron en gol. Es decir, que lleva falladas cuatro penas máximas, casi las mismas que le han señalado al Real Madrid, que hasta ahora ha recibido 6 penaltis a favor, transformándolos todos. No están las cosas como para desaprovechar las oportunidades ante la evidente injusticia que están impartiendo los árbitros en este apartado.

En la faceta de penaltis en contra, las cosas no varían mucho. Al Real Madrid le han pitado 6 penaltis en contra, de los cuales 5 se han convertido en gol. Al  Atlético de Madrid le han penalizado con 3 penas máximas, que en dos ocasiones acabaron en gol. Y al Barcelona otros 3 penaltis en contra señalados, aunque sólo dos fueron gol.



Es decir: Barcelona, 11 a 3 (+8); Atlético de Madrid, 10 a 3 (+10) y Real Madrid 6 a 6 (0). Es una explicación, como otra cualquiera, que justifica por qué el Real Madrid no comanda todavía la tabla con ocho o diez puntos de ventaja.

 


Deja tu Comentario