2016-10-17 17:10 Real Madrid Por: Administrador

Alerta máxima en el Real Madrid



El Real Madrid afronta un nuevo partido de la fase de grupos de la Champions League. Será el correspondiente a la tercera jornada, y ante el rival más débil de todos, el Legia de Varsovia. Un conjunto que a priori no supone ninguna amenaza en el terreno de juego, aunque sí lo puede llegar a ser fuera de él. Y es que el Real Madrid y los empleados del Bernabéu están preocupados por los ultras polacos que aterrizarán en masa con motivo del partido. Los seguidores del Legia ya han agotado las 4000 localidades para ver en directo el encuentro, y eso ha hecho declarar el estado de alerta máxima en el vigente campeón de Europa. Porque los blancos ya saben cómo se las gastan los ultras del Legia de Varsovia. Provocaron incidentes en la primera jornada, que acabó con un castigo ejemplar de la UEFA al cerrarles el estadio y obligarles a jugar el próximo partido en casa a puerta cerrada. Camuflados entre la mayoría de seguidores polacos que tienen entrada para asistir al Bernabéu hay 300 de los ultras más peligrosos del Legia. Los llamados Teddy Boys 95, reconocidos por su uso de pirotecnia, por lo que se vigilará intensamente que no introduzcan bengalas ni petardos.

Alerta por los ultras del Legia

La peligrosidad de los radicales del club polaco es bien conocida en su país. La prensa local les ha vinculado con el asesinato a tiros de un ultra del Widzew Lodz hace justo diez días y la dura sanción de la UEFA fue motivada, en gran parte, porque atacaron con sprays de pimienta a los stewards que les separaban de los aficionados del Borussia del pasado 14 de septiembre. La violencia en el fútbol sigue visible por grupos como estos, a los que cuesta mucho trabajo erradicar.




Deja tu Comentario