2013-12-22 10:12 Real Madrid Por: Administrador

Ancelotti somete a Di María a un examen final en Valencia



Carlo Ancelotti anda medio mosca con su equipo por los dos últimos partidos. No le gustó su Madrid en Pamplona ni en la Copa ante el Xátiva, en dos partidos donde los blancos no fueron los mismos que ese equipo que iluminó su fútbol con la reaparición de Xabi Alonso y la adaptación de Gareth Bale. Hoy visita Mestalla  donde le espera un rival herido y desorientado que ha ofrecido muchas caras pero sin que ninguna convenciera a una afición exigente y a la que tiene enfadada. El Madrid llega sin Bale, que no se ha recuperado de un golpe en un gemelo que le impidiera jugar ante el Xátiva, y sin Pepe, el central en mejor forma al que relevará Nacho. Eso sí, podrá contar con Sergio Ramos tras el perdón de Competición por su expulsión en El Sadar. Dos bajas importantes para un Madrid que había encontrado su once tipo, y al que vuelve el Di María en el puesto que le ha quitado Bale, pero en el que ha jugado más que el galés.

Los dos equipos afrontan el encuentro necesitados aunque con objetivos diferentes. Los blanquinegros necesitan los tres puntos para escalar posiciones en la tabla y alejar fantasmas, pero también para dar un golpe de efecto que les saque de ese pozo de dudas para reforzar su nula autoestima. El Madrid, por su parte, sigue al rebufo del Atlético y Barça en la clasificación y no puede permitirse otro pinchazo tras dejarse dos puntos en Pamplona. Eso y que cerrar el año con otro petardazo pondría en solfa el nuevo proyecto multimillonario de Florentino que dejaría a Ancelotti en mal lugar al confirmarse que su equipo no acaba de encontrar la regularidad requerida para luchar por la Liga.



Los blancos volverán a encontrarse con un ambiente hostil ante una de las aficiones más antimadridistas del fútbol español. Sin embargo, Mestalla se le ha dado bien a los blancos en los últimos años, por lo que se le teme y más con un equipo tan desorientado como el Valencia de esta temporada. Ancelotti pondrá sobre el campo a lo mejor que tienen y dejará en el banquillo a los canteranos que no supieron aprovechar su oportunidad en la Copa. Arbeloa y Marcelo ocuparán las bandas, con Xabi Alonso y Modric en el centro del campo. Benzema y Cristiano Ronaldo vuelven al once tras no jugar ante el Xátiva, el portugués por sanción y después de que en sus dos últimos partidos se haya mostrado más errático de lo habitual ante las porterías rivales.


Deja tu Comentario