2016-05-22 23:05 FC Barcelona Por: Administrador

Un árbitro madrileño hizo pagar al Barça por las esteladas



Se veía venir que le asunto de las banderas esteladas iba a tener sus consecuencias en el partido de hoy. El arbitraje de Del Cerro Grande ha sido de lo más escandaloso que se ha visto en el fútbol español en los últimos tiempos. Desde el primer minuto, el colegiado ha estado totalmente dirigido en favor del conjunto sevillista. La última decisión del juez de permitir la entrada de banderas independentistas ha hecho que la RFEF quisiera compensar al club catalán con un arbitraje bochornoso. El peaje que ha tenido que pagar el Barcelona por dejar a sus aficionados entrar al estadio con las banderas que ellos quisieran ha sido muy grave y casi definitivo. El equipo de Luis Enrique ha tenido que luchar contra un enemigo inesperado -o no tanto-, el odio del árbitro y de todo el estamento arbitral. El orgullo de la Federación estaba herido tras la determinación del juez que le quitaba la razón y han decidido tomarse la justicia por su mano con el árbitro. El resultado ha sido un escandaloso arbitraje, con dos listones claramente diferentes. Sobre todo en la segunda parte los jugadores del Barcelona han acabado absolutamente frustrados con el colegiado, viendo como recibían y recibían faltas mientras el árbitro las permitía sin sacar cartulinas. En cambio, todas sus protestas acababan en amonestación. Por suerte, finalmente la justicia ha aparecido en el Calderón y Jordi Alba primero y Neymar después han puesto con goles lo que el árbitro había quitado con tarjetas. Al final, los buenos siempre ganan. Y este Barça gana mucho.

Deja tu Comentario