2014-10-09 22:10 Real Madrid Por: Administrador

Casillas y la "armada culé" conducen a España al desastre (2-1)



Sergio Marco

Iker Casillas ha vuelto a fallar. En el primer gol de Eslovaquia no hay más rersponsabilidad que la suya al no calibrar bien la dirección del balón en una falta directa lanzada por Kucka. Y luego llegó el segundo, ahí volvió a cantar, pero esta vez con la colaboración de Piqué, que fue incapaz de neutralizar un centro desde la derecha que llegó hasta Stoch  mientras el impovisado lateral Cazorla se lo miraba y Casillas se quedaba a media salida.



Antes llegó el gol de Alcácer que metía a España en el partido y parecía que podía aportar esperanzas de victoria. Quedaban ocho minutos, España se lanzó a por el gol de la victoria y llegó el de la derrota a tres minutos del final. Casillas ha vuelto a fallar a Del Bosque. Pero en el naufragio no ha estado solo. Eslovaquia se ha encontrado con dos goles que no esperaba, pero España no ha sabido buscar los suyos. Del Bosque se empecina en mantener ese estilo de juego cansino que le dio un Mundial y una Eurocopa, pero que ya no está vigente. Los rivales le han tomado la medida a España y hasta Eslovaquia se atreve. El pasecito corto no conduce a nada si va carente de velocidad. Pero Del Bosque mantiene su apuesta por ese estilo de juego y conserva la mayoría culé en el equipo. Y con Piqué, Busquets, Jordi Alba, Iniesta y Pedro, media selección, España ha consumido los últimos minutos enmedio de una inoperancia que empieza ya a ser preocupante.

Quizá llo que esta selección necesita no es una renovación sino una revolución. Del Bosque se ha quedado en medias tintas y los pecados del Mundial siguen vivos, aunque hayan desaparecido jugadores como Xabi Alonso o Xavi Hernández. El problema va en el ADN de este equipo que se ha acostumbrado a perder porque ya no da miedo a nadie. Renovarse o morir. Esta España no vaa ningún lado por este camino.


Deja tu Comentario