2012-01-11 17:01 FC Barcelona Por: Administrador

Censuran a Guardiola por hablar en catalán



"Quiero dedicar este título a Tito Vilanova, mi amigo, mi compañero, mi asistente ... que aunque últimamente no viene a menudo con nosotros, siempre está. Esto va por ti chaval. Tito, va por ti". Son las palabras que pronunció Pep Guardiola en catalán en la gala de la FIFA después de hacer su discurso en inglés, para que le entendiera todo el mundo.

Pep se dirigió a su amigo Tito en catalán porque ese es el idioma de ambos, el idioma en el que se comunican, un idioma amparado por la constitución española y valorado como oficial dentro de las lenguas que se hablan en el estado español. Pura normalidad democrática que no es acabada de entender en ciertos sectores de la capital, que se han sentido ofendidos y agredidos porque Guardiola habló en un idioma "raro". En Punto Pelota, el programa de Intereconomía que dirige Josep Pedrerol, catalán y catalanoparlante, pusieron ayer a caldo al técnico blaugrana. José Damián González, jefe de deportes de la Gaceta, dijo que "al igual que ha hablado en inglés y, por supuesto, el catalán, no hubiera costado nada un guiño al castellano, porque, al fin y al cabo, representa muy bien los valores del fútbol español. Llueve sobre mojado en este tema. Lo he echado de menos. Aunque no hubiera hecho una dedicatoria a Tito Vilanova, habría hablado igual en catalán".
Tomás Roncero también le atizó: "Guardiola pierde una oportunidad para ganar adeptos" y censuró que hiciera un discurso "para los ingleses y para los catalanes, y a los castellanoparlantes que les den morcilla! ¿Y si lo hubiera hecho en español lo hubieran criticado en Catalunya?". Por su parte, Joaquín Ramos Marcos, un digno exponente de la clase arbitral que persiguió al Barça en la década de los ochenta y noventa, añadió que  "yo no tengo nada contra el catalán, pero me hubiera gustado o Irles que dijera algo que yo entiendo". Con 20 años de retraso es fácil entender alguna de sus polémicas decisiones arbitrales contra el Barça de hace veinte años.



Total, que en Madrid siguen sin entender nada. O entienden demasiado. Un día festivo para el Barça, en el que el mundo del fútbol premia a un blaugrana de la cantera como mejor jugador del planeta y otro, también de la cantera, queda tercero, un día en el que el mundo decide que si hay un equipo ideal de 2011 ahí deben estar cinco barcelonistas, un día en el que el mundo decide que no hay mejor entrenador que Guardiola, ese día, en Madrid se entretienen censurando a Guardiola por hablar catalán. Se les entiende todo.

"Es nuestra lengua. Somos un país con una lengua propia. Y cuando salimos, los que la usamos, la hablamos". Son palabras de Guardiola. El que lo quiera entender, que lo entienda, y el que no, que siga arrodillado ante el dios Mourinho, el mismo que no pone impedimentos para hablar en inglés a su audiencia pero se niega a entender el catalán, un idioma dominaba durante su etapa en el Barça, aquella época de "ayer, ahora y siempre con el Barça en el corazón".


Deja tu Comentario