2017-04-26 15:04 FC Barcelona Por: Administrador

El clásico volvió a dejar en ridículo a Tomás Roncero y sus amigos



Fede Peris Podía leerse a Tomas Roncero en el diario As en las horas previas al clásico con su habitual fanfarronería fuera de lugar y de tiempo en lo que algunos empiezan a considerar ya como gafe: "Sin piedad: Out of  Europa y Out of League. Mientras que vosotros habéis reaccionado a vuestra lógica y justa eliminación de la Champions  (sin Aytekin no hay paraíso) con una absurda guerra jurídica de despachos, mi Madrid ha dedicado la semana a disfrutar con la doble exhibición firmada ante el Bayern de Neuer, Thiago y Lewandowski con un set imperial (6-3). Nosotros reinamos en Europa y en España. Sonreímos a la vida. La Felizidane invade las sedes de nuestras peñas. Cristiano vuelve a meterlos de tres en tres. Isco cumple 25 años entre innumerables muestras de cariño y afecto (¡Isco quédate!). Nuestro Asensio empieza a emular el fenómeno Butragueño. Nacho es el alumno ideal del curso y el yerno que querrían tener todas las madres. Marcelo es un futbolista de dibujos animados que encandila a los niños con sus diabluras. Ramos es el Mel Gibson de Braveheart, puro corazón blanco. Casemiro es el martillo de Thor. Modric nuestro Leonardo da Vinci...
El Madrid de Zidane podría jugar a especular con un empate que nos valdría para apuntalar el título de Liga. A tres puntos de ventaja y con el partido de Balaídos pendiente, el objetivo estaría casi masticado. Pero no nos vale. El cuerpo nos pide marcha. Os queremos pasar por encima. Sin piedad. El Bernabéu ha puesto su pulgar hacia abajo. Queremos una victoria contundente y que no levantéis cabeza. Con Neymar o sin Neymar. Out of Europe. Out of League. ¡Hala Madrid!"
Sencillamente apoteósico. ¡Menuda película de ciencia ficción camuflada como información!: La Felizidane, Cristiano, el missing, las mete de tres en tres, Isco es muy feliz en el banquillo, Asensio es un fenómeno, Nacho muy guapo, Marcelo no pone la pierna pero es de dibujos animados, Ramos un machote maleducado, y Casemiro un martillo (ahora se le llama así a un segador de piernas).  Y el Madrid no se conformaba con el empate en el clásico, Roncero quería pasar por encima al Barça porque el Bernabéu (lleno de culés) había puesto al Barça el pulgar para abajo y el Barça iba a recibir una paliza de la que no se iba a recuperar nunca. Out of League... Y luego despertó de su sueño y pasó lo que pasó. Tomás Roncero no escarmienta, se le va la fuerza por la boca y ahora se extraña de que le llamen gafe por vender como información lo que es puro deseo de un equipo acomplejado que no da para más que para hincar la rodilla ante el Barça y Messi.
¡Ah! Y fue sin Neymar. Como el 0-4 de la temporada pasada fue sin Messi. 

El fin de ciclo de Hermel que no llega nunca

Lo mismo le pasa a su colega de As Frederic Hermel, quien lleva ya casi una década anunciando la apocalísis, el fin de ciclo del Barça el exterminio total del planeta Barça. Así se expresaba este horas antes del correctivo del Barça al Real Madrid en el Bernabéu fiel a su pesadez habitual sobre el famoso fin de ciclo del Barça que no llega nunca: "Duelo para confirmar el fin de ciclo", decía en el titular.
"Cierto es que el Barça de Messi ha ganado muchos fans gracias a sus numerosas victorias, pero este ciclo ya está cambiando. Por eso un triunfo del Real Madrid en el partido de esta noche serviría para mucho más que un título de Liga. Sería cerrar definitivamente el ciclo culé y consolidar el del Real Madrid, con todo lo que significa a la hora de crear afición a nivel mundial". El triunfo del Real Madrid sería... pero no fue. Lo de siempre. Siempre vendiendo la piel del oso antes de cazarlo y este Madrid está muy verde para condenar al Barcelona a un fin de ciclo que ya dura una década mientras Messi y sus amigos continúan repartiendo correctivos al Real Madrid y acumulando títulos. Más que nadie en España y más que nadie en Europa. A lo mejor lo que se ha acabado es el ciclo de las tonterías prepotentes de la Felizidane y de una BBC que se muestra vieja y agotada.

Deja tu Comentario