2015-10-17 19:10 FC Barcelona Por: Administrador

Neymar asume el reto y se viste de Messi (5-2)



Óscar Fanjul

Noche gloriosa para el Barça, 5-2. Pero el resultado indica una superioridad que no se ha visto reflejada en el campo porque el Rayo, como era de esperar, ha salido respondón. Paco Jémez ha salido al Camp Nou a jugarle de tú al Barça y ha salido trasquilado. Sin embargo, hay que agradecerle su ambición y el buen juego desplegado por sus jugadores, que forman un equipo muy trabajado.



Se adelantó el Rayo por medio de Javi Guerra aprovechando un error de la zaga blaugrana. Pero el Barça le dio la vuelta al marcador con dos penaltis cometidos sobre Neymar que transformó él mismo. Uno por la derecha y el otro por la izquierda. Antres pudieron haber marcado Rakitic, Suárez y Sandro, que Toño les ganó la partida en el uno contra uno. Con el 2-1, tanto en la primera como en la segunda parte, el Rayo tuvo ocasiones sobradas para igualar el partido e incluso para ponerse por delante, pero ahí apareció un Claudio Bravo inmenso que evitó que el susto inicial tuviera continuidad y se convirtiera en tragedia. El meta chileno inspira confianza entre sus compañeros y hoy ha salvado al Barça atrás.

Y si atrás el héroe ha sido Bravo, delante Neymar ha brillado con luz propia, asumiendo los galones de Messi y tirando del carro en busca de la victoria. Forzó y anotó los dos penaltis y marcó dos goles más aprovechando el trabajo de Suárez: el tercero llegó al recoger un rechace del portero a un trallazo del uruguayo y el cuarto aprovechando una asistencia de oro servida en bandeja por el 9 blaugrana. Suárez redondeó su faema con un quinto tanto mientras el Rayo maquillaba el resultado con un gol final.

El público ha disfrutado, ha coreado los nombres de Neymar, Messi y Luis Enrique y ha asistido a un partido diferente a lo que suele ser habitual en el Camp Nou. El Rayo, lejos de asustarse, no ha puesto el autobús ante su portería y ha intentado jugarle de tú al Barça discutiéndole la posesión. Habitualmente, cuando eso sucede el rival que visita el Camp Nou se lleva una goleada. Y hoy ha llegado sin Messi, pero con un Neymar excelso y bien arropado por un Luis Suárez letal. La presencia de Sandro en el equipo titular sólo ha servido para confirmar que  Luis Enrique tiene un serio problema con su fondo de armario. Ni Sandro ni Munir consiguen ponerse a la altura de sus compañeros de ataque.



Otra novedad, ha jugado Douglas, el polémico lateral del que todo el mundo duda. Ha salido en los últimos compases del partido sustituyendo a Alves. Poco ha podido aportar. Bien Mathieu en el centro de la zaga y asentado Sergi Roberto en el centro del campo. El Barça estrena pichichi y mantiene su paso firme en la Liga salvando un escollo más sin Leo Messi.


Deja tu Comentario