2016-10-25 15:10 Cristiano Ronaldo Por: Administrador

Descubren en Portugal la adicción de Cristiano a los retoques estéticos



Es sabido por todos que Cristiano Ronaldo está obsesionado con el cuidado de su cuerpo. El futbolista del Real Madrid se considera un metrosexual que controla al detalle su estado físico. No en vano, la imagen de su cuerpo le genera millones por todo el mundo, gracias a contratos publicitarios que están locos por contar con el rostro y el torso del mejor jugador. Detrás de ese organismo casi perfecto de Cristiano, hay muchas otras de esfuerzo y sacrificio. Y puede que algo más, que se aleja de lo estrictamente natural. Porque según desvela la prensa portuguesa, el jugador del Real Madrid es todo un amante de los retoques estéticos, adicción que le habría llevado a implantarse bótox por el rostro.  Tal y como señala la revista lusa 'Vip', el delantero de Madeira es “un adicto al bótox” y a otros tratamientos de belleza. Fundamentan su acusación en el hecho de que “el jugador se ha gastado miles de euros en cirugía estética”. Lo cierto es que hay un antes y un después verdaderamente importante entre el Cristiano adolescente y el de ahora. Su belleza se ha ido moldeando con el paso del tiempo como si de un modelo se tratase, y eso crea controversia.

Cristiano, más centrado en su cuerpo que en fútbol

Desde Portugal se le acusa de estar mucho más preocupado por su belleza que por su rendimiento en el terreno de juego, y las críticas van en aumento debido al bache goleador y de juego por el que está pasando. La obsesión que tiene por verse bien frente al espejo le descentra de su cometido final. Por ahora sigue siendo jugador de fútbol y aunque se beneficie de su cuerpo, no se trata de ningún modelo.




Deja tu Comentario