2014-06-01 14:06 Real Madrid Por: Administrador

Di María: "Si el club no me quiere, no depende de mí"



Ángel Di María concedió una entrevista para el diario Marca en la que repasó su temporada en el Real Madrid y pese a estar muy contento dejó la duda de su continuidad después de un año difícil en el que ha sufrido a nivel personal por el estado de salud de su hija Mía.

Para el argentino la Final de la Champions "fue una noche soñada, en la que cualquier jugador quiere estar, ganar un título tan deseado.. Mejor imposible, levantar la copa y ser nombrado mejor jugador".



Di María no olvidará jamás el final del encuentro: "Me quedo con el momento en que tocó el silbato el árbitro y me arrodillé llorando, agradeciéndole a Dios por todo lo que me había dado, por todo lo que le pedí antes del partido para lograr un título tan importante. Hubo momentos muy lindos en el festejo pero ninguno comparable al pitido final. Esa emoción y esas ganas de llorar y de sacar todo lo que tenía dentro".

El extremo madridista ha explicado su secreto para jugar tan bien siempre: "La adrenalina, las ganas, el querer siempre... Cada vez que me pongo una camiseta voy a dejarlo todo por ella. Digan lo que digan y me critiquen lo que me critiquen. Nunca voy a dar el 95% o el 99%, siempre el 100%. Cuando haces esto, al final tienes recompensa".

Y no ha dudado en agradecer a su entrenador todo lo que ha hecho por él: "He crecido muchísimo, gracias a Ancelotti, que me ha dado la posibilidad de jugar en varios sitios, tanto en banda como por dentro. He progresado mucho como futbolista y también como persona, también gracias a mis compañeros por apoyarme y estar a mi lado en los malos momentos".



"Él trató de sacar los problemas y quilombos del Madrid hacia fuera, dejarnos tranquilos a los jugadores, siempre buscó la paz con los futbolistas, con la prensa, con el club... Tener a todos contentos. Lo hizo muy bien, trató de hacer jugar a todos y dar minutos a los que menos jugaban. (...)  Junto con Sabella es el que más me gusta", explicó el Di María sobre Ancelotti", ha admitido.

Di María también ha reconocido que se sintió mal por todo lo que se decía de él: "Se decían muchas cosas, uno a veces piensa mucho y a uno le duele cuando trata de dejar siempre todo en un club y salen cosas de si se va al Tottenham, si se queda. Son momentos difíciles que un jugador pasa y es difícil abstraerse. Yo estaba tranquilo, sabía que quería seguir en el Madrid. Lo hablé con el míster el verano pasado, que quería quedarme, me dijo que sí, que él me tendría en cuenta. Y después todo dependía de mí. Las cosas salieron para bien. Tomé una buena decisión, me quedé y fui campeón de Europa".

Pese a ello, el delantero argentino no cierra las puertas a una posible salida del Real Madrid: "Yo estoy contento. Hice un gran año y la gente me lo reconoció, siempre tuve su apoyo. Aunque uno tenga las ganas de quedarse o la ilusión de seguir, a veces no se puede porque el club puede querer a otro jugador o hacer otras incorporaciones y necesita vender. Y alguien se tiene que ir. Pero yo estoy muy feliz. Sinceramente, no le voy a mentir, sé que hay ofertas y clubes interesados en tenerme. Son equipos que pueden pagar lo que pida el Madrid. Pero estoy muy tranquilo, solo pienso en el Mundial. Ya lo verán mis representantes y el club. Si tengo que quedarme, me quedaré. Hice un año como para quedarme mucho tiempo en el Real Madrid"


Deja tu Comentario