2013-05-26 20:05 Real Madrid Por: Administrador

El Real Madrid planta cara y 'arranca' un punto de Anoeta (3-3)



El partido no pintaba bien para los intereses blancos  ya desde antes del pitido inicial. Porque la Real se jugaba su plaza de Champions y el Madrid únicamente el honor. Porque los donostiarras salieron con el cuchillo entre los dientes desde el principio , mientras que a los merengues les costaba encontrar la tensión adecuada para entrar en juego.

Cuando ya se esperaba el gol local, un fallo clamoroso de la defensa realista deja el gol en bandeja a Gonzalo Higuaín que no perdona y adelanta a los suyos en el marcador al borde del minuto 5. Fue un 'chispazo' en un recital de la Real que desbordó a la zaga merengue por todos los frentes. Sin embargo, los donostiarras no serían los únicos en exhibirse, pues un impresionante Diego López detuvo disparos de todos los colores y desesperó a unos incrédulos Griezmann y Agirretxe que no se lo podían creer. Con la Real mereciendo más y el Madrid desconcertado se llegó al descanso de un partido cuyo resultado después de los primeros 45 minutos no correspondía a la realidad.



Como si del Doctor Jekyll y Mister Hyde se tratase, el Real Madrid salió de la caseta con una cara muy distinta. Con ganas de ganar, decidido y ambicioso. Tras unas primeras e interesantes tentativas, un fabuloso pase de Kaká encontró a un resolutivo Callejón quien hizo subir el 0-2 al marcador.

En medio de los mejores minutos de los visitantes llegó el penalti de Sami Khedira que Xabi Prieto se encargó de transformar. Restaban poco más de 25 minutos para el final de un choque vibrante entre dos equipos que no escatimaron esfuerzos para llevarse los tres puntos.  La necesidad provocó que la Real Sociedad se lanzara en tromba hacia la portería defendida por Diego López y Griezmann aprovechó un excepcional centro de Carlos Martínez.

  Pero el Real Madrid no había dicho su última palabra y la conexión alemana formada por Özil y Khedira creó de la nada una contra fulgurante que el segundo se encargó de convertir en gol.El encuentro siguió siendo de ida y vuelta  y hubo tiempo para un nuevo 'milagro' de Diego López, otra ocasión cantada del Madrid, otra de la Real y  un tanto bien anulado al cuadro local. Sin embargo, aún quedaba la traca final. En el descuento, la fortuna sonrió a La Real y Xabi Prieto anotó de forma agónica el definitivo gol del empate a tres, que puede valer oro y la Champions para los suyos.          



   

       

 

 

 

 

 

     


Deja tu Comentario