2016-09-01 17:09 FC Barcelona Por: Administrador

El drama del filial que cuestiona la política de cantera del Barça



El equipo filial del Barça no pasa por su mejor momento. Su descenso a Segunda B fue un mazazo para los chavales azulgranas, ya que no pueden codearse con equipos de mayor exigencia y no terminan llegando al primer equipo. Además, categorías como en la que están actualmente no es buen sitio para que los jugadores de la cantera se fogueen. Se suele fichar a jugadores veteranos y experimentados en dicha categoría para tratar de ascender lo antes posible a La Liga 1/2/3, el verdadero escaparate para que los equipos importantes se fijen en las jóvenes promesas. Para tratar de volver a la categoría de plata, el Barça B ha hecho una reestructuración de la plantilla, en la que se han efectuado siete fichajes y se han dado de baja a 16 jugadores. Decisiones que cuestionan la política de cantera del equipo azulgrana. Y es que solamente 9 de los 24 integrantes del Barça B son producto de la Masía. El club, de un tiempo a esta parte, parece que ha olvidado el sello que durante años le hacía diferente y grande.

La cantera del Barça pierde protagonismo

La cantera ha pasado a un segundo plano. En el primer equipo, se opta por fichar jugadores de fuera, y se cede o se vende a los canteranos que por contrato tienen que subir al Barça. En el filial no se les da oportunidades a los juveniles, y se buscan refuerzos de otros equipos experimentados en la categoría para no descender al equipo aún más. El Barça pasa de la cantera. Luis Enrique, sin ir más lejos, solamente ha subido a Masip y a Munir en tres años, pero este último también ha tenido que buscar fuera la oportunidad que se le niega en el club. Algo está cambiando para peor en el club. La Masía pierde fuelle en el Barça actual.  


Deja tu Comentario