2013-05-10 14:05 FC Barcelona Por: Administrador

El Barça fichará a dos porteros



Sustituir a Víctor Valdés, posiblemente el mejor portero del mundo ahora que Casillas sólo tiene nivel de suplente en su equipo, no es tarea fácil. Por eso el Barcelona está moviendo su estrategia en dos direcciones. Por un lado se trataría de apuntalar el presente con un portero veterano y de garantías. Por otro, de preparar el futuro con un guardameta joven y de gran proyección. La secretaría técnica del club y Tito Vilanova le han puesto nombre y apellidos a las dos opciones y no se descarta la posibilidad de incorporar a los dos porteros esta misma temporada.

Para garantizar el presente sin cambios traumáticos el FC Barcelona ha pensado en Pepe Reina, un portero que se formó en las categorías inferiores del club, que conoce el Barça y que cuenta con amplia experiencia internacional vivida bajo los palos del Liverpool, un grande de Europa. Gusta Reina por el convencimiento que existe de que superaría sin problemas la presión que supone defender la portería del Barça especialmente en el Camp Nou, en donde no le llegarán más de dos o tres balones y deberá estar atento para que no se conviertan en gol. A favor de Reina juega la excelente relación que mantiene con el grueso de la plantilla formado por españoles habituales de La Roja. También su precio es un factor determinante, dado que el Liverpool no pediría más de diez millones de euros por él.



Reina se encargaría de protagonizar la transición durante dos o tres años para ir dejando paso poco a poco al otro gran objetivo del club, el portero alemán Marc-André Ter Stegen, que defiende la meta del Borussia Moenchengladbach. Se trata de un futbolista con un gran porvenir que apenas cuenta con 21 años y que cuenta con excelentes referencias en la secretaría técnica del club barcelonista. Tiene contrato con su club hasta 2015 y el FC Barcelona confía en poder negociar con el Borussia un precio aproximado de 10 millones de euros, por lo que los dos porteros saldrían por un precio total de 20 millones de euros.

La idea inicial era mantener a Víctor Valdés el año que le queda de contrato. Sin embargo, el cuerpo técnico no tiene claro que ésta sea la mejor solución por cuanto el clima en el vestuario podría enrarecerse. Hoy mismo el diario Sport habla de "Tensión con Valdés" y afirma que "se mantiene distante con el club y sus compañeros". Tito Vilanova no quiere a nadie a disgusto y aunque él hubiera preferido seguir contando con Valdés, las circunstancias le obligan a cambiar de estrategia buscando una solución que será compartida por dos porteros. El gran problema es que a día de hoy no ha llegado una sola oferta por Valdés y va a resultar difícil traspasarlo. En los despachos del club, por otra parte, no existe predisposición a regalarle la carta de libertad antes de tiempo y prefieren que cumpla el año que le resta si no llegan ofertas.

La portería se puede convertir en un foco de conflictos si no se resuelve a tiempo el "problema Valdés".



 


Deja tu Comentario