2012-03-03 06:03 FC Barcelona Por: Administrador

El Castilla es el equipo más sucio de su competición



Parece que los árbitros de Primera División no se atreven a castigar las agresiones del Real Madrid como se merecen, tal y como denunció el delantero del Rayo Vallecano Piti, que afirmó que "los árbitros tienen miedo a los jugadores del Real Madrid y no se atreven con ellos". Sin embargo, con quien sí se atreven es con el filial, que al parecer se comporta en el terreno de juego como el primer equipo blanco, pero sin el escudo protector que Mourinho y Florentino han conseguido de la Federación de Villar. Parece que los chicos del filial, que juegan como a Mourinho le gusta, repartiendo y haciéndose valer a base de violencia, no tienen la misma bula que sus mayores y en lo que llevamos de competición ya han visto 12 tarjetas rojas y han terminado 9 partidos con un jugador menos, justo lo contrario que sucede con el primer equipo del Real Madrid, que reparte más que nadie y acaba jugando con superioridad numérica. Así se entiende que el Real Madrid figure en un puesto de honor en la clasificación del juego limpio de primera, tercero, por detrás de Málaga y Barcelona, que encabezan este honorífico ranking.

El Castilla lidera la clasificación de su grupo en Segunda B, pero también es colista en la clasificación del juego limpio. Seguramente los chavales de la cantera blanca piensan que la mejor manera de ganarse un puesto en el primer equipo es repartiendo al estilo Pepe o Sergio Ramos. Pero ni así, Mourinho no les hace caso y prefiere llenar el vestuario blanco de portugueses antes que recurrir a los jóvenes del filial.



Curiosamente, el filial blaugrana encabeza la clasificación del Juego Limpio en la categoría superior que disputa, la Segunda A. El filial blaugrana, como el primer equipo barcelonista, ya consiguió la temporada pasada el galardón al equipo más deportivo del año. Tampoco es ninguna sorpresa viendo cómo se comportan unos y otros.

 


Deja tu Comentario