2012-06-17 22:06 FC Barcelona Por: Administrador

El "cuentista" Pepe pide deportividad a los demás



Más que nada porque no se ha visto todavía por ahí a ningún "loco" capaz de ensayar algo parecido a un intento de homicio como el que protagonizó él con Casquero en un Real Madrid-Getafe disputado en el Bernabéu. Y si no lo fue, lo pareció. Pueden haber entradas duras, durísimas y merecedoras de roja directa. Pero lo que Pepe hizo aquel día no mereció la tarjeta roja sino directamente la intervención de La Benemérita. La imagen dio la vuelta al mundo, retrató al jugador madridista y le desautoriza para que pueda dar lecciones de nada a nadie.

Pues bien, ese mismo caballero va llamando "locos" a los demás. Lo hizo con Messi, por lanzar un balón fuera del terreno de juego, y lo ha hecho ahora con Willems durante el Holanda-Portugal. Como si él fuera una autoridad en el llamado Juego Limpio, como si él repartiera los títulos del fair play. El mundo al revés.



Poco después de reclamar prudencia a los jugadores holandeses, Pepe volvió a dar la nota patétitca arrastrándose por el suelo como si estuviera agonizando después de un choque con un delantero holandés que sí le tocó en el cuello, pero que de ningún modo le causó daño. Pero Pepe se revolvió por el suelo, como suele ser habitual en él, tratando de engañar al árbitro y mostrando ese nivel de profesionalidad y compañerismo que le lleva a buscar una tarjeta injusta para un rival. Afortunadamente los árbitros ya le conocen y no pican. Pero el teatro, como diría Karanka, "todo el mundo lo ha visto".


Deja tu Comentario