2011-08-27 17:08 FC Barcelona Por: Administrador

El dedo de Pep señala el camino... correcto




Pero si hace falta remarcar que ayer una vez más el entrenador del FC Barcelona, Pep Guardiola, volvió a dejar en evidencia, sin quererlo, al "gran" Mourinho. Al finalizar el partido, mientras el equipo daba la vuelta de honor al estadio Louis II después de haber conquistado el 12º título de los últimos quince disputados, la afición empezó a cantar “Mourinho cabrón, saluda el campeón”, y por ello pidió al público que dejara de insultar a Mourinho.

Pero eso no fue todo. Más tarde, la misma plantilla empezó a botar en el centro del campo cantando "Bote, bote, bote, madridista el que no bote", a lo que inmediatamente Pep Guardiola alzó el dedo índice hacia arriba, el mismo que introdujo "Mou" en el ojo de Tito Vilanova, y moviéndolo de un lado al otro pidió a sus jugadores que no siguiran por ese camino.



Ya lo ven: mientras el dedo de "Mou" señala el camino "equivocado" a sus jugadores, Pep Guardiola le da un uso a ese dedo algo más útil, más honesto y por supuesto, ausente de la violencia que señala el del portugués.

Y si con el ejemplo dado por Guardiola no tenía suficiente, el oporto también le enseñó lo que son los buenos modales a su ex entrenador. En vez de irse del terreno de juego tras acabar el partido, los portugueses le hicieron el pasillo al Supercampeón europeo y aplaudieron a un rivales que durante el partido fue claramente superior.


Deja tu Comentario