2015-06-23 17:06 FC Barcelona Por: Administrador

El diario de las elecciones 2



Josep Maria Bartomeu le ha parado los pies a Joan Laporta, que ha aterrizado en la contienda electoral como un elefante en una cacharrería, queriéndolo cambiar todo, como si lo que hay ahora necesitara ser cambiado de arriba a abajo. Laporta ha medido mal la estrategia. Una cosa es acabar ern 2003 con el nuñismo y el postnuñismo de Gaspart y otra bien diferente echar abajo el Barça del triplete. A él le duele que ese triplete no sea suyo ni de Johan Cruyff. Y no duda en reconocerlo. Pero el socio ya no está para revoluciones, y menos cuando lo que se quieren cargar es el mejor Barça de la historia, el que presenta los mejores números de siempre.

Bartomeu ha estado fino en su respuesta a los primeros ataques directos a Laporta. Está claro que su papel será la de candidato bueno defendiéndose de los ataques viscerales del candidato malo, el que necesita remover el agua del río para sacar alguna ganancia:  “No vengo a hacer bandos ni a escoger bandos. Me gusta el consenso; es más, a la Liga esta la llamo del consenso. Ya tendremos tiempo para responderle. Son cosas que él va sacando, cuando los culés, lo que tenemos que hacer, es estar juntos. No he de responder a cosas que no son ciertas. La Masía funciona y cada año llega gente al primer equipo. Estamos muy contentos con ellos ¿Cataluña? Somos un club catalán, pero no venimos ni estamos a aquí para hacer política. Jugamos con la senyera, hicimos el ‘Concierto por la libertad’, etc…”.



Y le ha dejado claro a Laporta el tema de UNICEF, al que se agarra considerándolo su legado más valioso: “Duplicamos y triplicamos el acuerdo con ellos. Este año, sin ir más lejos, dimos tres millones extras para explotar otros proyectos”. Bartomeu también le ha dado con finura a Abidal, que ha demostrado ser más laportista que barcelonista: “Es libre para hacer lo que quiera. No me sorprende que se haya ido con Laporta. Tenemos que ir avanzando, ya que cada precandidato tendrá su idea”. Lo que sí le sorprende es que vaya como secretario técnico con experiencia cero. Parece que la principal virtud de Abidal es que está dispuesto a ser manejado por Johan Cruyff en materia de fichajes y demás. Txiki y Puyol no aceptaron pasar por el tubo. 

Y sobre Qatar Bartomeu le ha dado cuatro datos a un Laporta que ha entrado en escena muy indocumentado y falto de memoria, de su propia memoria como presidente que tonteó con Uzbekistan: "Contratamos los servicios de IMG que nos buscó empresas, con las que hablamos. La única oferta real, seria y por escrito, es la de Qatar Airways. La dejé en manos del director general del club para que la ponga a disposición de otro precandidato, si gana las elecciones. Es una compañía aérea que se asoció al Barça. Todos hemos crecido en todos los sentidos. Nunca nadie me puso un pero al llevar esa publicidad en la camiseta. Cada vez hay más patrocinadores interesados. Los ejecutivos siguen buscando, pero hasta octubre trataremos de encontrar la mejor. La Junta no decidirá que sponsor llevará la camiseta y sí la asamblea de socios y compromisarios. El Barça tiene ingresos y no cobrar, como pasaba con Unicef, hoy en día es una utopia. No tendría sentido que dejásemos de ingresar por eso. El Barça no dejará nunca de colaborar con los más necesitados”.

Sobre Neymar le ha aclarado a Laporta: “El Barça está imputado por hacer bien las cosas. Va de bajada y ya está en Barcelona el caso. Juristas muy importantes dicen que no hay caso. Es todo una interpretación y todo quedará en nada”. Y una muy directa al mentón, respondiendo a la frase de Laporta diciendo que se comunica telepáticamente con Messi. No es el caso de Bartomeu: "No tengo telepatía y cuando quiero hablar con Leo le llamo y ya está". Así de sencillo.



Guardiola entra en escena

Y ha aparecido Pep Guardiola. Mojándose, pero poco. A Joan Laporta le habría gustado que Pep reclamara el voto para su candidatura. Lo ha dejado en "no puedo negar mi afecto por Laporta". Y ahí se acaba todo. Si Laporta esperaba una declaración de intenciones de Guardiola a su favor, estaba muy equivocado. Pep es inteligente y sabe que no le conviene mojarse en exceso. Y menos con un candidato que tiene todas las de perder. A diferencia de Abidal, Pep es del Barça y le conviene tener siempre abiertas las puertas de su club, sea quien sea el presidente. Y aplausos para Abidal y Laudrup, dos buenos amigos. ¡qué va a decir!

Moix hace el trabajo sucio contra Laporta

También Jordi Moix, ex Elefant Blau con Laporta y peso pesado en la junta de Bartomeu, se ha atrevido a atizar al "amigo Jan" por su incontinencial verbal, especialmente por el punto en el que lamentaba las causas judiciales pendientes de Bartomeu y su facilidad para perderlas.“Plantear la campaña en términos de dos bandos, de buenos y malos, no es realista. Intentar presentar nuestro grupo como una junta corrupta o judicializada no es justo, y tendríamos que hacer memoria y recordar quién tuvo que convocar unas elecciones forzadas por un juez o los problemas por el caso del espionaje. No es constructivo ni operativo plantear una campaña así, creo que es mejor presentar propuestas en positivo para los próximos seis años”. Pero Moix, que conoce muy bien a Laporta y sus métodos viscerales, sabe que esto no ha hecho más que empezar y que habrá más. Y sobre Qatar le ha dicho: .“El patrocinio de Qatar viene de 2011, fue aprobado por la asamblea de socios, tiene unas cifras históricas, es un patrocinador leal y creo que hay que tener mucho cuidado a la hora de opinar de este tema, porque no se puede hablar a la ligera de este patrocinio, hay que ser justos y fiables a la hora de valorar las cosas. Qatar Airways es “a compañía que más ha contribuido a conectar Barcelona con el resto del mundo, y todo esto también hay que tenerlo en cuenta”

Majó se olvida de que necesita captar votos

Y Jordi Majó apuesta por el cambio tecnológico en unas elecciones del futuro con votaciones electrónicas. Mucho futuro y poco presente. Quemó el cartucho de Michael Laudrup, consciente de no haber conseguido el impacto deseado. Más bien al contrario.  Mejor le salió jugar con el apellido de Sergio Ramos. Eso vende más. Pero parece haber perdido fuelle. El socio espera de él algo más que apuestas tecnológicas de cara al futuro, aunque sirvan para mejorar la participación en un 30%. Eso no da votos. Y alguien debería decírselo. Si no tiene más ases en la manga, está perdiendo el tiempo, entre otras razones porque su propuesta facilitaría el acceso a la presidencia de cualquiera. Por ejemplo, cualquier desalmado de Uzbekistan amigo de Laporta.

Benedito descartó a Abidal

Agustí Benedito, por su parte, se ha mostrado enemigo de utilizar nombres para ganar votos. Él prefiere propuestas sin necesidad de ponerle nombre a quienes las llevarán a la práctica: "Quiero una campaña más de ideas que de nombres, porque eso distrae el contenido de las propuestas. Me interesa saber qué harán, no quién lo hará, eso es primordial. Haremos alguna excepción obligada, pero muy pocas excepciones". Y no ha tenido inconveniente en valorar el "fichaje estrella" de Joan Laporta menospreciándole: "Habíamos hablado en profundidad con Abidal, y fue descartado porque no daba el perfil para secretario técnico. Benedito ha admitido que veía a Abidal más como enlace con la UEFA o la FIFA que como responsable de la política deportiva del club. Entre otras razones porque no tiene ni idea de estas cosas.

Y reclama Benedito su lugar en un mapa electoral que parece monopolizado por Laporta y Bartomeu"¿Si me veo como una alternativa? Parece que es una cosa entre Laporta y Bartomeu, no será porque no leen las encuestas o porque desconozcan que nos votaron más de 8.000 socios en las últimas elecciones o porque reunimos entre el 15 y el 20 por ciento de intención de voto...". Benedito sabe cómo hacer daño sin herir con las palabras. Y se lo ha hecho a Bartomeu dando a entender que no es más que una marioneta de Sandro Rosell, que sigue manejando los hilos desde la sombra: "Sandro está detrás de Bartomeu, seguro, pero es que nunca se han separado. Las peñas están recibiendo llamadas directas de Sandro en las que pide la firma y el voto por Bartomeu". Una acusación directa y grave. Y ha dejado claro su concepto no excluyente de lo que tiene que ser el Barça dentro de Cataluña: "Sin el Barça, Catalunya no sería la misma. El Barça es un elemento esencial de nuestra identidad, sin excluir a nadie. El Barça se tiene que ver como una entidad que la gente del país ha construido y que mantiene su carácter democrático, plural y tranversal".

A Freixa no le importa quedarse con las migajas de Laporta

¿Y Toni Freixa? El candidato del continuismo que quiere romper con el pasado para hacer lo que no fue capaz de llevar a la práctica durante cinco años, también ha respirado, aunque con pobreza de argumentos. Presume de que “somos la única precandidatura que habla de proyecto, las otras hablan de nombres”. Bonita manera de ganar firmas y votos. Se ha limitado a decir que Laporta, Rosell y Bartomeu han hecho muy bien las cosas con el tema de los abonos y que él intentará no hacerlo peor: “Laporta subió los abonos en el inicio de su mandato en 2003 y desde entonces no se han subido. La anterior Junta no los ha subido y nosotros, si ganamos, no tocaremos los abonos, no subirá el precio en todo nuestro mandato”. Y se ha desmarcado de Bartomeu todo lo que ha podido para responder a las acusaciones de judicialización excesiva lanzadas por Laporta contra Bartomeu y su junta, a la que el ha pertenecido desde el primero hasta el último día: “Si hay algo en estas elecciones es que todos nos conocemos y no me siento aludido en lo de los que están enjuiciados, no tengo ninguna causa abierta”.

PUBLICIDAD
 

Freixa, el hombre de Rosell al que Bartomeu ninguneó,  ha metido la pata hasta el fondo. No habla de nombres y, cuando lo ha hecho, ha sido para equivocarse con Abidal, admitiendo que le hubiera gustado tenerle con él, que prefirió a Laporta y que sólo en el caso de ser elegido presidente volvería a intentarlo para que aceptara unirse a él. Freixa ha construido castillos de naipes con Abidal, un hombre cien por cien Laporta: "le tenemos reservado un lugar si ganamos las elecciones. Respetamos su candidatura con Laporta, pero es un activo del club y si ganamos tenemos un lugar para él, posiblemente diferente al que le ha asignado Laporta”. Bastante triste que necesite Freixa  contar con el hombre fuerte de la candidatura de otro. Estamos ante algo novedoso y único en la historia de las elecciones del Barça. Le hacen un hueco a alguien que figura en otra candidatura.

 

Ver Más:

Diario de las Elecciones - Capítulo 1


Deja tu Comentario