2015-03-18 19:03 Real Madrid Por: Administrador

El eterno desafío del Nou Camp



Don Alfredo Di Stéfano, además de su impronta futbolística, dejó para la posteridad una frase que resume a la perfección lo que vivirá este próximo domingo el Real Madrid en su visita al Camp Nou: “Las finales no se juegan…se ganan”. El Madrid tiene ante sí su tercera final de la temporada, tras las de las Supercopa de Europa y el Mundialito de Clubs. Y como en las dos anteriores: Sólo vale ganar.

 El pasado domingo, tras la finalización del partido ante el Levante, Carvajal ya dejó claras las intenciones del equipo de cara al Clásico de este domingo: “No firmamos el empate, vamos a salir a ganar”. Carvajal, que lleva impregnado el ADN madridista, sabe que el de esta semana no es un partido más. Los más resultadistas dirán que sólo son tres puntos, y quizás no les falte razón, pero aquí además de la victoria, el Madrid y sus jugadores, se juegan el respeto y el orgullo de su afición. Tras un mes convulso, con resultados inesperados, la afición se merece una victoria en el feudo rival, se merecen ir el lunes al trabajo, a la universidad o al colegio, con el orgullo del que se siente campeón, con esa satisfacción única que sólo da la victoria.

 Este domingo es el partido de la reivindicación, de demostrar que aunque algunos nos den por muertos, estamos muy vivos. La visita al Camp Nou es el lugar idóneo para recuperar las buenas sensaciones y conseguir los tres puntos, que sin ser definitivos, pueden ser muy importantes. Para lograr el triunfo, Ancelotti deberá motivar a sus jugadores como si de una verdadera final se tratara, porque gran parte de las opciones del equipo pasan por ser eso: un equipo.



Saber sacrificarse por los demás, luchar cada balón como si fuera el último y dejarse el alma en cada disputa, deben ser las premisas principales si se quiere obtener el triunfo. Si a ese trabajo colectivo, le unimos, la santidad de Casillas, el carácter y la fuerza de Pepe y Ramos, el descaro de Marcelo y Carvajal, la armonía de Modric, el equilibrio de Kroos, la barita de ese MágISCO llegado del Arroyo de la Miel, la potencia de Bale, la calidad de Benzema y el liderazgo de Cristiano, difícilmente se escapará la victoria.

Precisamente, el jugador luso tiene una gran oportunidad para reclamar las portadas de los diarios del lunes. Personalmente, no tengo ninguna duda de que así será. Y lo digo con convicción, porque la mala suerte del pasado domingo ante el Levante, sólo se entiende si el destino le tiene guardada una página escrita con letras de oro.

Ganar en el Camp Nou, es difícil, un desafío en toda regla, pero como dijo Emilio Butragueño: “Cualquier Real Madrid, es capaz de ganar en el Camp Nou”. Palabra del Buitre. Amén.



 

@jmanuelariza


Deja tu Comentario