2011-12-21 11:12 Real Madrid Por: Administrador

El Madrid cierra un año para la esperanza



Durante el último curso que ahora se cierra, el Real Madrid ha asentado las bases de un proyecto que comienza a ver la luz. En el primer año de Mourinho se consiguió un título, la Copa del Rey, y se luchó hasta el final por la Champions League y la liga, pese a que muchas circunstancias cerraran el camino de los blancos. Ahora, con el equipo cohesionado, toca dar el do de pecho e intentar seguir aumentando el número de trofeos de las vitrinas merengues.

Con un equipo completamente renovado, Mourinho ha sabido manejar al grupo a la perfección e inyectar esa voracidad ante sus rivales que poco a poco devuelvan al Real Madrid a lo más alto. El madridismo es consciente de que en frente hay un duro rival que no pondrá las cosas fáciles, pero con trabajo, lucha y constancia, el plantel merengue está demostrando que puede superar cualquier tipo de problema que se le cruce en el camino.



Tras el partido frente a la Ponferradina, Mourinho pidió al año nuevo “seguir igual”, y es que el portugués entiende que el equipo está trabajando bien y tiene claro cuál es el camino hacia el triunfo. Aunque se perdiera ante el Fútbol Club Barcelona el primer duelo de la temporada, en el seno madridista se quiere ver este hecho como una lección de futuro que pueda servir para intentar ganar en el próximo duelo a su máximo rival, porque lo que está claro es que el camino de Real Madrid y Barcelona se volverá a cruzar en muchas ocasiones esta temporada, ya que ambos son los dos equipos más fuertes a nivel global en la actualidad.

El Madrid cierra un año en el que ha dejado claro cuál es la senda del triunfo. El equipo ha encontrado una forma de jugar que asusta, y que deja claro que el entusiasmo y el hambre de victorias de estos jugadores es única. Da igual el rival, el equipo siempre sale extra motivado, y ahora en su cabeza solo tiene el seguir ganando títulos para el Madrid. Una plantilla joven, repleta de talento, que tiene claro que luchará hasta las últimas consecuencias para demostrar al mundo que no está aquí para ser una mera piedra en el camino del Barcelona, sino que está aquí para jugar de tú a tú al equipo azulgrana, y vencerle, como ya hizo el pasado mes de abril en la Copa del Rey.


Deja tu Comentario