2011-10-27 21:10 FC Barcelona Por: Administrador

El Madrid no sabe en qué más hacer el ridículo



Si es así, los aficionados al baloncesto deberán irse quitando de la cabeza ver a Marc o a Pau en los aledaños del Palau Blaugrana y mucho menos vestidos de azulgrana. Algo que se limitará a eso, a que las ilusiones se desvanecerán. Todo lo contrario de lo que ocurrirá en el Real Madrid.

El club blanco ha querido aprovechar el lockout para hacerse con los servicios, temporalmente, de Rudy Fernández y de Serge Ibaka para jugar en el Real Madrid mientras no se solucione el conflicto en la NBA. Lo que no se habían pasado a pensar es que el problema se podía solucionar en cualquier momento, y su planificación de la temporada ha sido en base a estos dos fichajes. De hecho, no hay otra noticia que suene más en el ámbito del baloncesto madridista.



Pues bien, este momento, el final del conflicto, ha llegado y ha pillado al Real Madrid compuesto y sin novia. Si se produce el final del lockout en las próximas horas el Real Madrid deberá rehacer su planificación deportiva y peinar el mercado en busca de sustitutos para las piezas que se le irán.

El objetivo de la reunión, que ha durado más de 14 horas, ha sido estudiar asuntos relacionados con el sistema laboral de la NBA, sin entrar en el punto más delicado y difícil como es el reparto de los ingresos relacionados con el baloncesto (BRI). Sin embargo, los avances han sido amplios y hoy mismo podría confirmarse que se ha llegado a un acuerdo total.

En el FC Barcelona ya se esperaban una situación así y por este motivo no han querido involucrarse con jugadores que ahora mismo perteneces a otro club y a otra competición. No se puede construir un proyecto deportivo en base a unos jugadores que en cualquier momento pueden ser obligados a abandonar el barco.



 


Deja tu Comentario