2011-12-12 13:12 FC Barcelona Por: Administrador

El madridismo se carga a otro de sus grandes mitos



Llegó al Real Madrid de rebote, ya que se rumoreaba que Pep Guardiola decidió no incorporarle en el plantel azulgrana pese al gran Mundial que hizo en Sudáfrica. Florentino Pérez se aprovechó de la negativa del de Santpedor y puso una gran suma de dinero por él. Empezó la campaña pasada a un gran nivel, pero poco a poco se fue desinflando hasta finalizar la temporada algo desubicado. De hecho, de los seis tantos que anotó a lo largo del año, cinco fueron en la primera vuelta.

Este año, el lento declive de Mesut Özil parece no tener solución, puesto que además de no exhibir su mejor fútbol podría llegar a haber sido tachado con una cruz por Mourinho tras el Clásico. El técnico luso no se cortó un pelo al señalar a Kedhira como culpable en la derrota frente al Levante y, aunque no dijo su nombre, también dejó entrever que uno de los culpables de la derrota frente al eterno rival fue el alemán.



La frase fue la siguiente: “Un jugador nuestro ha tenido miedo en una pelota dividida y, por eso, nos marcan. No me ha gustado y creo que ha sido el momento clave del partido porque nos han empatado”. De este modo, el entrenador blanco no tuvo reparo en responsabilizar a Özil de la derrota, un jugador que no acaba de acoplarse al estilo dictado por el portugués y que podría pasarse algún tiempo en el banquillo por no serle de utilidad a Mou.

No acaba de ser el jugador clave que fue antaño, algo que se pudo apreciar a principio de temporada cuando Kaká fue el elegido por el técnico y el padre del alemán aseguró que debía tener más minutos y más protagonismo. Con la lesión del brasileño, Özil volvió a la titularidad, pero su actuación en el Clásico podría devolverle a la suplencia. Siguiendo esta lógica, Cristiano Ronaldo debería ser también carne de cañón, ya que el rendimiento del portugués el sábado pasado fue paupérrimo. 


Deja tu Comentario