2015-01-23 17:01 FC Barcelona Por: Administrador

El origen de las diferencias entre Neymar y Luis Enrique



Fede Peris

Neymar no le perdona a Luis Enrique que en toda la primera vuelta de la Liga apenas haya disputado siete partidos completos sobre los 16 que ha jugado. El último cambio, en Riazor, puso de manifiesto su malestar al enfilar el camino del banquillo para ser sustituido por Pedro

De los 16 partidos, sobre 19, que ha disputado Neymar en la presente Liga ha empezado cuatro desde el banquillo y en otros cinco fue sustituido. Y Neymar no lo entiende porque considera que está ofreciendo el rendimiento que se esperaba de él cuando se le contrató. Entiende que Messi es el número uno e intocable en el equipo, pero considera que él debería tener tratamiento de número dos y no lo recibe. Quien está acostumbrado a recibir aclamaciones con la selección brasileña se enfrenta a la dura experiencia de ser uno más en el Barcelona. Neymar, que protagonizó acciones brillantes en Riazor, buscaba el gol como premio para rematar su faena, pero Luis Enrique no le dejó participar en los últimos 20 minutos. Seguramente pensando en el partido de mañana.



"A nadie le gusta ser sustituido, porque quiero jugar siempre, pero respeto cualquier decisión del entrenador", ha dicho Neymar. Respeta la decisión de Luis Enrique, pero cada vez le cuesta más aceptarla. Neymar no tiene en el Barça más problema que ese. Quiere explotar y considera que Luis Enrique no se lo pone fácil.

 


Deja tu Comentario