2014-06-06 20:06 FC Barcelona Por: Administrador

El problema que tiene Cesc Fàbregas es físico



Fede Peris

Luis Enrique no echará de menos a Cesc Fàbregas porque no responde al arquetipo de centrocampista que él quiere para su equipo. Jugones de La Sexta denunció que en la recién finalizada temporada Cesc Fàbregas consiguió 13 goles, una cifra que no está nada mal para un centrocampista y que servía a Piqué para presumir de los números de su amigo. De lo que no hablaba Piqué, y sí Josep Pedrerol, es de que su aportación goleadora en los últimos 20 partidos fue cero.



El bajón de Cesc coincidió con el bajón del equipo y no supo o pudo aportar en el último tramo de la temporada, cuando más los necesitaba el equipo, esos goles que con tanta facilidad llegaban en los primeros meses de campeonato. Luis Enrique está convencido de que se trata de un problema físico y él quiere a sus futbolistas como motos desde la primera a la última jornada.

El problema de Cesc es que lo que ha ocurrido este año no es un hecho aislado, sino la consecuencia de un comportamiento ya habitual que viene repitiendose en sus tres temporadas como jugador blaugrana. En la primera, 2011-12, anotó 15 goles. Ninguno de ellos en las últimas 18 jornadas. El pasado año logró 14, 7 en la segunda vuelta, aunque tres de ellos fueron en un hat trick ante el Mallorca. Y en la recién finalizada ha concluido 2014 con apenas 4 goles y cero en los últimos 20 partidos.

Luis Enrique, que ha demostrado en el Celta que le gusta ir de menos a más, no ha mostrado ningún cariño hacia Cesc, que siempre empieza bien y acaba desfondado. A Piqué le sentará mal su marcha. A Luis Enrique no. No cree que le pueda echar de menos. Especialmente en la fase decisiva de la temporada, cuando los cracks tienen que tirar del carro.




Deja tu Comentario