2014-03-31 18:03 FC Barcelona Por: Administrador

El Real Madrid es el equipo más beneficiado por los árbitros



 

Pedro Riaño



Desde que Florentino preside el Real Madrid en su segunda etapa -salió en globo después de la primera-, los árbitros le han señalado al equipo blanco 54 penaltis a favor. En ese mismo periodo al FC Barcelona, el equipo que más pisa el área y que más goles ha marcado en ese mismo periodo, le han señalado 35 penas máximas a favor. Es decir, 19 penaltis menos. Y en contra, el Real Madrid ha sido penalizado con 16 penaltis mientras que al Barça le han señalado 18. Es decir, 21 penaltis de diferencia entre los dos grandes. 19 penaltis más a favor del Real Madrid y dos penaltis en contra menos a favor del Real Madrid. ¡Sencillamente escandaloso! ¿Y todo eso para qué? Para ganar durante el florentinato una Liga. Tanto despliegue arbitral para obtener una triste liga, lo que da pie a pensar que, sin la colaboración del gremio de los del pito, seguramente el Real Madrid habría obtenido en este tiempo peores resultados.

Esa es la realidad. El Real Madrid se ha beneficiado históricamente de los favores arbitrales. El club blanco está tan "bien acostumbrado", que cuando le falta ese plus y ve que a sus rivales no les persiguen, su entorno de gaiteros y flautistas se ponen nerviosos. Y es que ayudas arbitrales y Real Madrid son dos conceptos que van estrechamente ligados de la mano a lo largo de la historia. Eso es así desde los tiempos del inefable José Plaza, eterno presidente en blanco y negro de los árbitros, cuando un colegiado aseguró que "mientras Plaza sea el presidente de los árbitros el Barça no ganará una Liga". Dicho y hecho, así fue. El Real Madrid aprovechó la etapa del "amigo" Plaza para coger carrerilla y sumar títulos de Liga, uno detrás de otro, para ahora poder presumir. Aunque sean títulos que, como diría Mourinho, "a mí me darían vergüenza".

Efectivamente, este año al Barça le han pitado en Liga 10 penaltis a favor y 3 en contra. Y al Real Madrid 6 a favor y 6 en contra. ¿Y qué? A los amantes oportunistas de la estadística les convendría un repaso de historia contemporánea, aunque también podrían irse a la Edad Media o al Paleolítico. Buscando estadísticas siempre encontrarán lo mismo: el Madrid más penaltis a favor que nadie y el Madrid menos penaltis en contra que nadie. Así ha sido siempre, aunque puedan existir excepciones honrosas como la de este año. De cualquier forma, que no se pongan nerviosos los voceros de Pérez. Después del trato de favor que ha venido recibiendo también esta temporada el Real Madrid, de aquí al final de la Liga hay tiempo más que suficiente para que Pérez ponga orden en la federación y cambie la tendencia.



Cuando el aparato de propaganda de Pérez recurre al "llorar, sólo llorar", el barcelonismo puede respirar tranquilo. El rival se rinde y recurre a la pataleta porque no encuentra más argumentos para plantarle cara a un Barcelona que puede permitirse el lujo de ser campeón empatando un partido. Entre tanto, el Real Madrid "glorioso e imperial", necesita dos tropiezos del Atlético y uno del Barça. Ahí es donde duele. Lo demás son fuegos artificiales para distraer a un personal que empieza a ponerse nervioso y que en lugar de aceptar la anestesia que le brindan los medios controlados por Pérez, prefieren realizar un ejercicio de sinceridad silbando a los verdaderos culpables de que el Real Madrid esté donde está. Ni primero, ni segundo. ¡Tercero!

Seamos serios. A estas alturas de la película que el Real Madrid se queje de los árbitros es sencillamente patético.


Deja tu Comentario