2014-04-29 21:04 Real Madrid Por: Administrador

El Real Madrid le da un baño al infierno del Bayern de Pep (0-4)



Pablo Rojas

No hubo infierno. El Real Madrid lo apagó en 20 minutos y no lo apagó a manguerazos como los bomberos, lo apagó con una tormenta de fútbol. Pep Guardiola recibió el mayor baño futbolístico de su carrera como entrenador y el Real Madrid puso los dos pies en la final de Lisboa donde espera rival.



El Real Madrid se plantó en el Allianz Arena sin ningún miedo, como en sus grandes noches de Champions, con grandeza. Y pese a que delante tenían al todopoderoso Bayern de Pep Guardiola parecía que el de delante no era mejor equipo que el blanco. Ancelotti puso una presión alta desde el minuto 5 y noqueó a los alemanes desde el inicio.

El martillo pilón madridista comenzó a golpear pronto. A los ocho minutos llegaba la primera ocasión de peligro tras una salida del área en falso de Neuer que Bale, de volea, estuvo a punto de convertir en el 0-1. No obstante, solo era un aviso de lo que estaba por venir.

Y llegó el primer chaparrón para el supuesto infierno alemán en el minuto 15. Un córner sacado por Modric era rematado por un titán. Sergio Ramos se elevó por encima de todos y de cabeza mandó un obús dentro de la portería de Neuer. El 0-1 dejaba al Bayern fuera del partido, y el Madrid olió sangre.



Cuatro minutos después el propio Sergio Ramos volvió a aprovechar un balón parado, esta vez en una falta lateral lanzada por Di María para anotar el 0-2 y poner los dos pies en la final de Lisboa. El Bayern de Múnich puso las dos rodillas en tierra tras los cabezazos de Ramos. La final ya era solo cosa de uno.

Tras el 0-2 fue Cristiano Ronaldo quien se puso el mono de superhombre. Primero en el 26 tuvo un 1x1 contra Dante que acabó con un disparo del portugués fuera por poco desde fuera del área. Era un aviso, la historia era cuestión de tiempo. Cristiano tardó cinco minutos en escribir su nombre definitivamente en la Champions League. Un contraataque de libro fue la sentencia, Benzemá recibió en medio del campo, se la pasó a Bale que en la carrera superó a Dante y se la cedió a Cristiano Ronaldo que remató de primeras cuando se encontraba solo ante Neuer. Su celebración marcando el 15, de los goles anotados en esta Champions, ya es una de las imágenes de esta temporada.

Antes del descanso, Cristiano Ronaldo pudo ampliar la victoria con un chut desde el centro del campo tras una nueva salida en falso de Neuer. Su chut se fue desviado por muy poco. El Bayern pedía con descaro el descanso. Sin embargo, antes del 45 llegó la peor noticia madridista de la noche. Xabi Alonso hacia una falta en su frontal y Proença le enseñaba la tarjketa amarilla que lo apartaba de la final de Lisboa.

Tras el descanso el Real Madrid puso el freno y dejó a un Bayern sin ideas que se estrellara una y otra vez con los colosos Sergio Ramos y Pepe, ambos a un nivel estelar durante toda la eliminatoria. Guardiola primero con Javi Martínez y luego ya a la desesperada con Gotze y Pizarro intentaba anotar el del honor, sin embargo, no conseguía hacer daño.

Lo intentaron Robben, Ribery, Muller e incluso Gotze nada más entrar pero fue Cristiano Ronaldo en el último minuto quien acabaría anotando. El portugués aprovechó una falta en la frontal para anotar por debajo de la barrera el 0-4 y su decimosexto tanto en esta Champions. El Real Madrid doce años después vuelve a una final de Champions.


Deja tu Comentario