2011-10-13 14:10 FC Barcelona Por: Administrador

El secreto de Messi está en el pie



¿Cómo nació su colaboración con el FC Barcelona?

Empezamos como mutua de accidentes de trabajo del FC Barcelona en 2009. Después nos presentaron la plataforma MuscleTech Network, que estudia el músculo y el tendón, los grandes desconocidos a nivel de traumatología, que se ha fijado más en los huesos y las fracturas óseas. La plataforma pone en contacto a los principales expertos internacionales y fomenta proyectos de investigación a nivel mundial gracias a la Fundació FC Barcelona y la Secretaria General de l'Esport. Nosotros tenemos un largo recorrido en el estudio biomecánico (fuimos la primera mutua en tener una laboratorio de biomecánica) y una línea de innovación en el estudio del músculo que es la medicina regenerativa, que procura curar el tejido dañado regenerando nuevo tejido a través de la utilización de células madre adultas, y nos sumamos al proyecto. Un proyecto modélico en un club modélico, con técnicos y un médicos conscientes de que las lesiones musculares deben tratarse a fondo con la mejor tecnología.



¿Músculo y tendón?

Sí. Hay que trabajar la unidad músculo-tendón. Las tendinitis pueden relacionarse con una lesión muscular o acabar en una lesión muscular. Es una patología que debe tratarse de manera global. Músculo y tendón deben trabajar de forma conjunta y coordinada.

¿En qué se traduce su trabajo en el día a día del primer equipo?



En personalizar todo lo que hay que tener en cuenta en cada jugador a la hora de trabajar con él. Su estado físico, las lesiones previas, su perfil futbolístico... Las pautas de entrenamiento y fisioterapia se adaptan y se modifican para intentar garantizar en lo máximo posible que no se produzca una lesión o que no se repita una anterior.

¿Ustedes trabajan con el equipo?

Apoyamos cuando se produce alguna lesión y contamos con colaboradores externos que trabajan con el Barça.
El primer equipo acumula ya siete lesiones musculares.

¿Preocupa?

Desde un punto de vista estadístico sí está algo por encima de lo normal. Un poco por encima pero no muy por encima si tenemos en cuenta el primer equipo y el filial y las secciones. Esta vez han coincidido las lesiones de bíceps femoral y en otras ocasiones han sido los 'isquios'. En un equipo y deporte de gran esfuerzo, gran desgaste y gran presión como sufren los jugadores del Barça, es normal que se produzcan lesiones musculares. Al final de temporada, hablaremos de cifras razonables y ya le aseguro que sin este protocolo de prevención hablaríamos de muchas lesiones más.

¿Es incompatible una gira por EE.UU. con cuatro partidos seguidos contra Real Madrid (2), Porto y Villarreal en quince días?

Lo sería sin ningún tipo de control, porque el esfuerzo de los jugadores sería inhumano. Pero si se combina el trabajo con las tareas preventivas de doctores, preparadores físicos y 'fisios' no tiene por qué existir riesgo de lesiones. El Barça trabaja con alta tecnología, se hacen muchas ecografías a los jugadores, hay un control individualizado... Un jugador puede no notar ningún tipo de dolor y Guardiola saber perfectamente que tiene un riesgo de caer lesionado.

¿Existe un antes y un después de Guardiola en el tema médico? Con él, Messi ya no se lesiona.

El control de Guardiola ha sido a todos los niveles, físico, médico, alimentario... Es una visión integral. Aunque por lo que tengo entendido la clave de Messi estaba en el pie. La aportación de los podólogos y la confección de plantillas también evitan lesiones. Es trabajo de todos.

¿Se podrán eliminar algún día las lesiones musculares?

No, siempre existirán. Nuestra labor es disminuirlas. También progresaremos mucho en la reincorporación del futbolista lesionado al trabajo.

¿En qué se avanza más, en la prevención o en la recuperación?

En la recuperación. Se está aplicando lo que la gente conoce vulgarmente como los factores de crecimiento, el plasma rico en plaquetas, que permite rápidamente iniciar la recuperación.

Algunos jugadores son reacios al tratamiento. También hay doctores que lo desaconsejan.

No se utiliza porque lo diga yo, los expertos lo recomiendan. Hay un aspecto antiinflamatorio que permite iniciar la recuperación antes y esto permite acortar el tiempo de baja. Pero en la recuperación no sólo debe tenerse en cuenta el tiempo, también la calidad del tejido. Hay que lograr que el músculo quede en las mismas o incluso mejores condiciones que antes de romperse, evitar que una lesión acabe derivando en una fibrosis que provoque desequilibrios y nuevas contracturas o roturas. Así mejoramos y alargamos la vida del deportista.


Deja tu Comentario