2012-02-02 07:02 FC Barcelona Por: Administrador

En el Madrid sí que hablan de los árbitros



El sujeto que atiende por Eladio Paramés, de profesión vocero de José Mourinho, es decir, el que se encarga de decir lo que su amo no se atreve a expresar para evitar que le sancionen, ha vuelto a aparecer en escena buscando su minuto de gloria, una obsesión que parece perseguirle desde que ha encontrado en España un medio de vida a costa de Mourinho, el Real Madrid y el Barça. Ahora ha dicho:  "Nueva regla en el fútbol, el portero puede jugar la pelota con la mano fuera del área y no ser expulsado". Como diría Callejón : "pensábamos que en el Madrid no hablaban de los árbitros". Aunque bien mirado al tipo éste no se le puede considerar del Madrid. Es sólo una cosa rara.

Los exhabruptos de este individuo confirman el grado de barcelonitis con que vive el madridismo. Ni a siete pi¡untos están tranquilos. Los árbitros llevan toda la temporada perjudicando al Barcelona y beneficiando al Real Madrid y, al primer error arbitral a favor del Barcelona, al sujeto este le falta tiempo para saltar con una de sus provocaciones. Al menos esta vez no ha insultado a nadie. Seguramente alguien le ha dado un curso acelerado de esa educación que le falta. O quizá haya ido a clases de refuerzo, porque no va muy sobrado de masa cerebral.



Afortunadamente, esta vez él y su amo han obtenido una respuesta contundente del Barcelona por boca del directivo Jordi Moix: "ni hablamos de los árbitros ni bajamos a los parakings". Eso, bajar a los parkings para aprovecharse de la oscuridad e  insultar y amedrentar a los árbitros es una especialidad del portugués que dirige al Madrid entre las ovaciones de quienes cobran por aplaudirle todas sus salidas de tono.


Deja tu Comentario