2012-12-26 22:12 Real Madrid Por: Administrador

Inglaterra ve a CR7 rebelándose contra el Madrid



La historia, esencialmente, sigue siendo la misma. La hipótesis que se maneja desde hace semanas en Inglaterra no ha variado, con la excepción de que ahora incluso se atreve el rotativo a afirmar que Ronaldo podría exigir al Real Madrid que le deje marchar antes de que acabe su contrato. Un contrato que sería la fuente de todos los problemas, tal y como refleja el diario AS, que también se ha hecho eco de esta información.

Mientras el Barça acaba de renovar a Leo Messi y ya lo ha hecho seis veces en los últimos siete años, Cristiano sigue "disfrutando" aún de su contrato primitivo, el de 2009. Aquel que le hizo salir de Manchester con destino a Madrid. Ahora, haría el camino de vuelta frustrado y enfadado con un club que no sólo le habría tratado como él cree que merece desde el punto de vista económico, sino también institucional. La poca convicción con la que la entidad se ha involucrado en la lucha del portugués por conseguir el Balón de Oro sería el mejor ejemplo.



'The Sun' afirma que el Real Madrid tendría prevista una renovación al alza de Cristiano Ronaldo con seis años más de contrato, algo que el portugués desatendería al forzar su salida. Una salida que, cláusula de 1.000 millones de euros aparte, podría producirse por una cantidad que rondaría los 150 millones de euros, cifra con la que el Madrid consideraría que habría amortizado con creces tanto el tiempo que Cristiano lleva en el equipo cobrando del mismo como los dos años que le habrían restado para acabar su vinculación contractual.

No parece demasiado creíble, pero aun así, 'The Sun' insiste en que CR7 habría mantenido contacto con alguno de sus ex compañeros del Manchester para manifestarle que desea volver. Ferguson siempre ha declarado que le abriría las puertas de Old Trafford con los brazos abiertos y la afición e incluso la sociedad le adora. 

La derogación de la 'Ley Beckham' por la cual el Madrid tendrá que apretarse el cinturón a la hora de pagar las fichas de sus futbolistas, y la salida a bolsa del United, que le ha reportado beneficios económicos extra serían dos argumentos más con los que sostener que la operación sería viable desde el punto de vista de la solvencia financiera. Ahora bien, falta que el Madrid trague. Y eso parece lo más inverosímil.




Deja tu Comentario