2012-10-03 12:10 Real Madrid Por: Administrador

Ensayo a domicilio antes del Clásico (20:45h.)



El que escribe prefiere mirar a la escuadra del detergente con esa visión respetuosa y de admiración hacia un equipo que ha hecho mucho por el fútbol, más que nada para no caer en el desánimo de analizar el encuentro de hoy como un aburrido paseo militar. Tampoco será una función igual a la de Millonarios hace una semana, no se engañen. Como empieza a ser peligrosamente habitual en este inicio de temporada, el equipo saltará al césped de uno de esos templos del fútbol con la guerra fría Mou-Ramos más presente en el ambiente que el propio fútbol. Su reto, pues, será derrotar a los holandeses y aparcar diferencias. Unir cuerpo y mente de cara al crucial combate del próximo domingo.

Porque nadie quiere pensar en el domingo, pero está ahí. Sería un tremendo error para los futbolistas saltar hoy al pasto sabiéndose ganadores del partido. El Ajax, equipo permanentemente joven, permanentemente custodio del fútbol total impuesto por sus antepasados e indefectiblemente inexperto y "blandito", intentará la machada arropado por sus aficionados y pensando en que en la primera jornada logró aguantarle al Dortmund 87 minutos a domicilio. Mourinho puso ayer ese ejemplo para hacerle ver a los suyos que no será fácil, pero nada de ello puede borrar que el Barça aparece en el horizonte como reto más necesario de superar, sobre todo por la diferencia de ocho puntos que se ha fraguado de forma tan rápida en poco más de un mes de competición.



Así pues, la solución a este dilema mental puede ser utilizar el encuentro de esta noche como continuación de la goleada ante el Deportivo para armarse de moral e ímpetu de cara al fin de semana. Conviene hablar sólo de fútbol y eso es lo que pretenderá hacer el equipo hoy. Los precedentes son más que buenos: Cuatro partidos entre ambos equipos en los dos últimos años, cuatro victorias blancas (0-3, 3-0, 0-4 y 2-0). Doce goles a favor, ninguno en contra. Los marcadores reflejan el gran punto débil del Ajax: Juega, pero deja jugar, lo cual es mortal frente a una apisonadora en ataque como el Madrid. 

Mourinho no quiso dar pistas de la alineación, como de costumbre. Se sabe que Khedira anda lesionado y la cercanía del Clásico ayuda y mucho a descartar nombres por lógica: El alemán y Di María serán fundamentales ante el Barça, por lo que nos jugaremos los cuartos a que hoy calentarán banquillo. En su lugar, un recuperado Essien y Callejón o incluso Kaká, que después de la redención y la gloria ante Millonarios volvió a su versión escueta ante el Depor. Una bala perdida más y podría volver al ostracismo. La otra opción es que Higuaín y Benzema jueguen juntos de inicio. De no ser así, la mayoría de especialistas apuestan por el francés, por lo que iremos a la contra: Nuestra apuesta es que Benzema jugará el domingo y el argentino hoy.

Dicho esto, el lateral izquierdo y la mediapunta son los otros dos temas de debate. Mourinho dijo que Özil estaba jugando menos porque estaba dando menos: Más opciones para Modric. Coentrao suele jugar en los Clásicos y lleva mucho tiempo sin hacerlo, por lo que si sale esta noche de inicio ya pueden ir haciéndose a la idea de que también lo hará en el Camp Nou.



No hay nada como los goles para olvidar penas, y eso es lo que espera la afición merengue. Todo lo demás avivaría el fuego, tanto un mal resultado como otro gesto a destiempo. También por parte del entrenador, al que nadie imagina dejando de nuevo en el banco a Ramos. Esperemos.


Deja tu Comentario