2011-04-03 12:04 Real Madrid Por: Administrador

Este es el famoso juego limpio del Barça



La tarjeta de Valdés parece que es un lance del juego y que no la provoca. Lo cierto es que al guardameta no se le ocurrió otra cosa que ponerse a atar las botas en los minutos finales del partido con la consiguiente demora del saque de portería. Las protestas del catalán parecen verdaderas, por lo que su cartulina puede ser justificable, dentro de lo que cabe.

La jugada indignante vino a continuación. En el mismo saque de portería y después de que el colegiado amonestara a Víctor, fue Sergio Busquets el que vio la quinta amarilla por demorarse en el saque de puerta. Una jugada idéntica a la que hizo Sergio Ramos ante el Ajax para forzar la amonestación, pero con mucho menos revuelo del que tuvo la del madridista. Vean el vídeo y saquen sus propias conclusiones…



 


Deja tu Comentario