2012-02-05 08:02 Real Madrid Por: Administrador

Esto pinta bien para el Madrid



Porque los blancos vuelven a ser temibles como locales y como visitantes, porque en casa provocan el miedo escénico de los rivales y fuera muestran una seguridad, una profesionalidad y una solvencia impresionantes, porque Mourinho ha sido capaz de devolver a sus jugadores el espíritu ganador, las ganas de volver a pasar por encima de todos los rivales después del revés que supuso perder ante el Barça en la ida en el Bernabéu. 'Mou' sólo tiene que transmitir este espíritu a sus jugadores de cara a la eliminatoria europea con el CSKA y con vistas a una Champions que ilusiona a todo el madridismo. Florentino dice que la prioridad es el campeonato doméstico, pero a nadie se le escapa que el caramelo de la Champions está ahí, bien vivo, y es algo que ilusiona a cualquier madridista, porque el Madrid es el club de la Copa de Europa por excelencia y la décima puede estar más cerca de lo que todos pensamos.

En Getafe el equipo volvió a ponerse el mono de trabajo y demostró que está implicado al 100%, que del primero al último, desde Cristiano hasta Albiol, todos, jueguen los minutos que jueguen, tengan un rol u otro o se les tenga destinada una función más o menos relevante, cuando salen al terreno de juego lo hacen con un objetivo común. Tienen hambre de títulos y saben que esta liga no se les puede escapar, que tienen una oportunidad inmejorable para volver a reinar el el fútbol español.



Sergio Ramos, en su retorno bendito al eje de la defensa, es uno de los nuevos líderes y motores de este equipo. Forma, junto a Pepe, la sociedad perfecta, el binomio más sólido del fútbol europeo. Cristiano es un trabajador más y si un día no está acertado lo suple con sacrificio, garra y compromiso. El 'Pipa' se come el campo cuando juega y, pese a que ha visto como Benzema se convertía en el preferido, siempre quiere aprovechar su oportunidad para alzar la voz y decir que él también está allí.

Sin ninguna duda madridistas, esto pinta muy bién, pero hay que trabajarlo día a día, con humildad. El sueño está más cerca.


Deja tu Comentario