2012-05-04 01:05 Real Madrid Por: Administrador

¡Felicidades, campeones!



José Mourinho y su equipo, con su revolución futbolística, han logrado darle la vuelta a la situación en tan sólo dos años, rebajando los humos a los culés, que creían que sólo su fútbol era el ganador. Ahora el ganador es el que practica este Madrid, el que más goles marca, el que más puntos consigue, el que más partidos gana y el que tiene la delantera más goleadora del planeta. Ese es este Madrid campeón. De momento ostenta el récord absoluto de goles con 115 y todavía tiene dos partidos por delante para seguir aumentando este registro absoluto. Además, el Madrid está a un paso de superar los 99 puntos logrados por el Barça de Guardiola hace dos temporadas, dejando el listón en 100.

Y hoy, nuevamente como ha ocurrido durante todo el año, la afición se ha fundido con el equipo en una celebración espectacular en la que se celebraba, además de la Liga, haber destronado al eterno rival y después de haber sentenciado el campeonato en su propia casa. Una celebración que dejará imágenes para la historia. Imágenes con los protagonistas de los ganadores de la Liga de los récords. Los jugadores han dado una vuelta en un autocar descubierto y después de han acercado a la Fuente de Cibeles para vestir a la Diosa con los colores madridistas.



El más animado de todos, sin duda, ha sido Iker Casillas, que en todo momento ha animado a los aficionados e incluso se ha atrevido a prometer la "Décima" para la temporada que viene. Pepe y Marcelo tampoco se han quedado cortos y no han dejado de bailar y saltar durante todo el recorrido. Ellos han sido los incitadores de que los jugadores bajaran del autobús descubierto para mezclarse con los seguidores durante unos instantes. Cristiano Ronaldo se ha resistido, pero al final también ha bajado y ha sido otro de los que más activos estaban. Al igual que Xabi Alonso y Gonzalo Higuaín, que no han dejado de sonreir y celebrar con las bufandas el título madridista. José Mourinho, aunque más calmado, también se ha mostrado muy animado, siempre junto a su hijo, que ha compartido con los madridistas el título de Liga.

El trayecto ha acabado en la Fuente de Cibeles, donde el capitán Casillas ha puesto el punto y final a la celebración poniéndole la bandera y la bufanda madridistas al centro de concentración merengue. No te pierdas unas fotografías que ya forman parte de la historia.

 







Deja tu Comentario