2014-11-15 11:11 Real Madrid Por: Administrador

Gerard Piqué: la caída en picado del futbolista más consentido



Sergio Marco

La Sexta, a través del programa "Jugones", se ha encargado de demostrar al mundo lo mal que lleva Gerard Piqué su condición de suplente y de jugador prescindible que le ha tocado vivir en el Barça desde que Luis Enrique tiene mando en plaza. Sus caras, sus gestos y su actitud en el banquillo dejan muy a las claras que algo ha cambiado en su vida profesional y él lo sabe.



Piqué había alcanzado un estatus de intocable que le llevó a hacerle pensar que estaba por encima del bien y del mal. Pero Luis Enrique ha analizado la desastrosa temporada del equipo culé la temporada pasada y ha llegado a la conclusión de que cuanto más lejos tenga a Piqué mejor.

Piqué ha dejado de ser el jugador glamouroso y ganador de años atrás. Ahora es un perdedor que no juega y que debe esperar en el banquillo algún percance de un compañero para tener su oportunidad. Seguramente ahora se le bajarán los humos y será más humilde en sus declaraciones, porque ha dejado de ser un buque insignia del Barcelona para convertirse en una modesta zodiac que sólo sirve como recambio. 

Gerard Piqué posiblemente es el futbolista más consentido en la historia del Barça, protegido por un entorno amable que valora su condición catalanista, su versión de empresario, su relación con Shakira y su antimadridismo mal escondido. Pero ha sonado su hora. Tendrá que dejarse de manitas provocadoras y de hablar por los demás, porque ahora serán los demás los que hablarán por él. Piqué ha caído en picado. Y, como es listo, se ha borrado de la selección antes de que le borren a él.  Seguramente Del Bosque se lo pensará dos veces antes de volver a seleccionarle. Y así estará más tranquilo esperando que llegue la hora de la selección catalana, en donde sí tendrá la plaza asegurada. Mientras tanto, a chupar rueda de "centrales top" como son Mascherano, Mathiey, Vermaelen o Bartra. 




Deja tu Comentario