2017-02-27 11:02 Real Madrid Por: Administrador

Gil Manzano: Un árbitro reincidente a favor del Real Madrid



Fede Peris En el Real Madrid, cuando se sienten beneficiados por los árbitros, deciden no hablar de ellos y comprender la dificultad de su trabajo, recurriendo a aquello de que "unas veces te dan y otras te quitan" que nunca utilizan cuando se sienten perjudicados. Entonces sí, entonces se inventan lo del villarato para explicar los fracasos del equipo de Florentino Pérez. Sin embargo, lo de Gil Manzano de anoche en Villarreal, privando al equipo castellonense de la victoria y regalándosela al Real Madrid no es un hecho aislado ni fruto de la casualidad y hay que contemplarlo dentro de una trayectoria que indica claramente cómo se reparten sus errores cuando tiene al Real Madrid delante. El hecho preocupa en el Barça porque el propio Gil Manzano será quien dirigirá el próximo partido del Barça ante el Celta en el Camp Nou.

El escandaloso antecedente de Sergio Ramos

Gil Manzano es el mismo que expulsó con suma meticulosidad a Luis Suárez en el reciente FC Barcelona-Atlético de Madrid de Copa del Rey disputado en el Camp Nou. Y ya se preocupó él de redactar el acta de manera conveniente para que ningún comité pudiera salvar a Suárez de ver la final de Copa desde la grada. Pero hay más, este mismo árbitro es el que pitó recientemente el Real Madrid-Málaga, uno de los partidos comentados por Piqué en su tuit. Y de la misma manera que hay que contabilizar a Gil Manzano dos puntos de los conseguidos ayer por el Real Madrid en Villarreal, también son suyos otros dos puntos de la victoria del equipo blanco ante el Málaga en el Bernabéu por 2-1. Ese día se vio en el coliseo blanco una de las vergüenzas más grandes de la competición al dar Gil Manzano como válido un gol conseguido por Sergio Ramos con tres jugadores del Real Madrid (él incluido), en fuera de juego. Sucede que la Caverna de Florentino Pérez se encarga de esconder estas miserias blancas de manera que parezca que el beneficiado es el FC Barcelona. Pero lo de Gil Manzano está ahí. Lo de ayer no fue un accidente. Es una constante en su trayectoria. Así gana el Madrid.

Deja tu Comentario