2013-12-11 10:12 FC Barcelona Por: Administrador

Guardiola tiene problemas para estar a la altura del pasado del Bayern



Joan Tubau

Lo que Manuel Pellegrini no pudo hacer como entrenador del Real Madrid, lo ha conseguido como técnico del Manchester City: derrotar a Pep Guardiola. Anoche el Manchester City remontó un 0-2 adverso en el Allianz Arena y se llevó el partido por 2-3. Era la segunda derrota del Bayern de Pep Guardiola desde que asumió el mando de la nave bávara en julio. Guardiola suma las mismas derrotas que Martino en toda la temporada: perdió la final de la Supercopa alemana ante el Borussia Dortmund y anoche ante el equipo inglés.



Las comparaciones son odiosas, pero en Barcelona la claca mediática que dejó Pep instalada para velar por su buen recuerdo se ha encargado de cuestionar al Tata Martino por sus dos derrotas consecutivas en Ámsterdam y en Bilbao. El técnico argentino tiene que luchar constantemente contra el recuerdo de Guardiola y contra quienes se encargan de establecer comparaciones con el Barça de las seis copas sin tener en cuenta que ni está Messi ni los jugadores que protagonizaron aquella proeza son los mismos, porque los años no pasan en balde.

Sin embargo, a Pep Guardiola, que como Martino es humano y también pierde, le sucede algo parecido con la sombra deJupp Heynckes. Su antecesor en el banquillo del Bayern Múnich lo ganó todo en su última temporada y también Pep tiene que luchar contra el recuerdo de un mito. De momento ya no podrá igualar los registros de Heynckes porque ha perdido la Supercopa alemana. De cualquier forma, si llegan las derrotas Pep descubrirá lo feliz y cómodo que vivía en Barcelona bajo el manto protector de sus mariachis mediáticos. En Alemania no tendrán contemplaciones con él -como le sucede a Martino en Barcelona., porque allí ni es un mito ni un símbolo. Si gana, le reirán las gracias. Si pierde, le tratarán como a cualquier otro entrenador que ha recalado en Múnich por dinero.

Pep le quiso ver el ángulo bueno a la derrota de ayer del Bayern. Al término del partido manifestó: "No es bueno nunca perder un partido, pero quizá necesitamos una derrota  para ver qué difícil es ganar. A veces es muy necesario perder cuando influye poco. Probablemente nos  dirá dónde estamos. Cuando ves partidos de la Bundesliga o la 'Champions' parece  que todo es fácil, normal. Pero es muy difícil".



La derrota ante el Manchester City echó por tierra una racha de diez partidos consecutivos en la Champions League sin conocer la derrota."Hemos jugado 30 minutos bien en la primera parte y con  pocos errores defensivos. Los últimos 15 minutos el City ha sido mejor que  nosotros. Con Javi Martínez hemos controlado mejor, en general estamos  contentos", dijo Pep.


Deja tu Comentario