2014-04-17 20:04 FC Barcelona Por: Administrador

Impresentable: El Madrid consintió símbolos nazis en su Fan Zone



Joan Tubau

Una imagen vale más que mil palabras. La bandera colgada en la Fan Zone del Real Madrid con la cruz gamada nazi refleja el talante de quien la ha colgado ahí y de quien no se ha preocupado de retirarla. No se trata de una bandera que pasaba por ahí. Estaba colgada. Y da la sensación de que a nadie le molestaba. Como si fuera lo más normal del mundo. Es habitual ver en el Bernabéu banderas de España preconstitucionales con el característico águila. De esas también había ayer en Mestalla portadas por los nostálgicos del cualquier tiempo pasado fue mejor. Por tanto, no debe extrañar que este tipo de simbologìas abunden en el entorno madridista. Representarán a una minoría, pero ahí están. Colgadas en la entrada de su Fan Zone, recinto oficial reservado al madridismo, para que todo el mundo las vea e interprete de qué palo van. Molestan mucho las banderas independentistas que representan el sentir de un pueblo, pero no la simbología del exterminio.



No debe sorprender que ocurran cosas asi en el entorno del Real Madrid. Ya en el partido se escucharon gritos racistas contra los jugadores de color del Barça y también es habitual oir en el Bernabéu, en todos los partidos, aquello de "Puta Barça, puta Catalunya", "Ser del Barça es ser un subnormal", "Messi muérete" o "Shakira es una puta". Son así. Abducidos por el pensamiento único que rige por allí en base a la doctrina de Pérez, no están acostumbrados a que les lleven la contraria y a que alguien pueda pensar diferente a Tomás Roncero y la colección de medios afines que expanden la filosofía que el ser superior desea que sea expandida.

Por eso un grupo de aficionados madridistas, seguramente los mismos de la simbología nazi, que aún no se han enterado de que existe la libertad de expresión, la tomaron con un periodista de TV3 que estaba allí haciendo su trabajo. Víctor Patsy estaba informando sobre el ambiente que se vivía en "territorio merengue" cuando un grupo de "cívicos" aficionados madridistas vieron en el micrófono que era de TV3 y la tomaron con él increpándole, amenazándole y acorralándole mientras le llamaban "hijo de puta".

Afortunadamente, los tipos han quedado retratados y la audiencia de TV3 ha podido ver las imágenes de los energúmenos que dicen ser madridistas. Esa es la imagen que queda del Real Madrid. La imagen del dedo de Mourinho, la imagen de Pepe y la imagen de la banderita de marras.



 

 

 

 

 

 

Deja tu Comentario