2015-09-18 15:09 FC Barcelona Por: Administrador

Impresentable Sergio Ramos: "Au revoir"



Fede Peris

"Acciones como las de Piqué no ayudan", decía recientemente Sergio Ramos, como si él mismo fuera un ejemplo de acciones que ayudan. Y añadió que "nosotros nunca nos acordamos del rival cuando ganábamos un título", echándole así en cara a Piqué la broma sobre Kevin Roldán en la celebración del triplete.



Dice el refrán que se coge antes a un mentiroso que a un cojo. O que quien más presume es quien más tiene que esconder. Sergio Ramos ha demostrado a lo largo de su trayectoria, a base de patadas, codazos y puñetazos contra sus propios compañeros de la selección, que él poco ha ayudado con sus acciones a la armonía y buena convivencia de la selección. Y respecto a lo de acordarse de sus rivales, parece como si los demás debieran celebrar sus triunfos como si se tratara de un funeral, reservándose para él la fiesta, el cachondeo y los recados a los rivales.

Después de ganar La Décima se acordó de los rivales, micrófono en mano y en La Cibeles, recordándo a los atléticos, "indios", quién manda en la capital. Y no satisfecho con la torpeza de predicar algo de lo que él no puede servir de ejemplo, tal y como le recordaron los medios, anoche volvió a hacer otra de las suyas colgando en internet una imagen en la que festejaba el triunfo de la selección española de baloncesto y aprovechando para acordarse del rival con un "au revoir" impreso en su camiseta.

Está en su derecho de lucir la camiseta que le dé la gana, pero que mantenga la boca cerradita y luego no exija a los demás que no mencionen a Kevin Roldán. O todos o ninguno. Y si él puede, los demás también. ¡Faltaría más! Sergio Ramos no es impresentable por la frase de su camiseta, sino por lucirla pocos días después de exigir a los demás que no deben hacer estas cosas.




Deja tu Comentario