2013-05-29 11:05 FC Barcelona Por: Administrador

Johan Cruyff no tiene ni para el taxi



Joan Tubau

Resulta que Johan Cruyff llegó en taxi a los estudios de Catalunya Ràdio, situados en la Diagonal, cerca de la plaza Francesc Macià. Entró en las dependencias de la emisora, con el taxi parado a la puerta, y pidió a los responsables de la emisora que le pagaran cinco euros al taxista. Así lo explicaba el periodista Alex Bosch: "Cruyff llega a la radio en taxi. Entra y pide que le dejen cinco euros para pagarlo. Grandísimo! JC es God!".



El revuelo que se montó fue monumental, hasta el punto de que hoy han sido borrados los mensajes de la cuenta y el autor del mensaje indica que seguro que no llevaba dinero encima. Johan Cruyff siempre fue un innovador. Él introdujo en España la moda de que los futbolistas cobraran por conceder entrevistas en los años setenta. Y ahora que no puede exigir dinero por sus palabras, habida cuenta de que sus puntos de vista se han ido devaluando proporcionalmente con el paso del tiempo, al menos quiere desplazarse por Barcelona a costa de los demás.

Así es Johan Cruyff. La fama de pesetero y tacaño que siempre le ha acompañado sigue vigente. La cultura de Cruyff nunca ha dejado de ser: "siempre habrá otro que pagará por mí".


Deja tu Comentario