2013-07-01 01:07 FC Barcelona Por: Administrador

Neymar y Brasil hunden a España en la Confederaciones (3-0)



Pau Soria

Humillados, destrozados y ninguneados en Maracaná ante los ojos del mundo entero. La Roja mostró su peor versión ante una selección brasileña que luchó y protagonizó un encuentro casi perfecto. La alta intensidad de los anfitriones, sumada a las genialidades de Neymar -digno MVP del torneo-, condujeron a la selección de Scolari hacia la conquista del título. España, mientras tanto, quedó retratada en el terreno de juego.



El gol de Fred a los 95 segundos de juego, tras una gran indecisión entre Gerard Piqué, Arbeloa y Casillas, hacía presagiar una noche complicada para el combinado nacional. Río de Janeiro se venía abajo y llevaba en volandas a los suyos ante un conjunto español que no se encontró en ningún momento. Ni tan siquiera Andrés Iniesta, muy perseguido por la contundente y férrea defensa brasileña, pudo liderar el empuje de los visitantes.

El baño fue mayúsculo y Álvaro Arbeloa quedó marcado para siempre con una actuación nefasta y deplorable. Más cuestionado que nunca, fue su sentencia de muerte en la selección. Incluso se ganó la roja en un contraataque en el que Neymar pudo quedarse solo ante Casillas. También pudo ser expulsado Sergio Ramos minutos después, pero los dos madridistas, acostumbrados al cuerpo a cuerpo, tan sólo vieron la amarilla.

Xavi, entretanto, tampoco supo conducir el juego de la Roja, evidenciando que necesita guardar reposo antes de partidos exigentes. Y es que el egarense se vio superado en todo momento por un centro del campo carioca muy ambicioso.



La única opción de los españoles pasó por las botas de Pedro Rodríguez. En un contragolpe de libro, Mata dejó solo al extremo canario, que definió bien por bajo a Julio César. Sin embargo, David Luiz evitó en la misma línea de gol el tanto del tinerfeño que hubiera empatado el choque. En la siguiente ocasión, Neymar no perdonó. Al filo del descanso, el nuevo crack del Barça recibió esquinado en el área y fusiló por arriba a Casillas para colocar el 2-0 e instalar la locura en el feudo brasileño. 

Más show en el segundo tiempo

En la reanudación, los de Felipe Scolari asestaron un nuevo golpe a La Roja. Fred ajustó el balón al palo para poner el tercer tanto brasileño en el marcador y sentenciar la conquista de la Copa Confederaciones. Tan solo Ramos pudo poner cierta emoción, pero ni con ésas. El central merengue mandó fuera un lanzamiento de penalti que pudo haber dado vida a España. No salió nada de nada.

Además, Gerard Piqué fue expulsado después de frenar una gran acción individual de Neymar, su nuevo compañero de equipo. El defensa azulgrana fue incapaz de parar a un futbolista llamado a marcar una época en el conjunto barcelonista junto a Messi. Al final, el luminoso no se movió más. El 3-0 fue más doloroso que nunca en un Maracaná que mostró las miserias de España. Neymar, por su parte, se consolida como una gran estrella.


Deja tu Comentario