2013-11-12 17:11 FC Barcelona Por: Administrador

La directiva controlará los veranos de Leo Messi



Joan Tubau

De la misma manera que Toni Freixa ha admitido públicamente que el FC Barcelona controlará hasta el último detalle el proceso de recuperación de Leo Messi, tanto en Barcelona como en Buenos Aires, para que pueda incorporarse de nuevo al equipo con renovadas energías a primeros de 2014, también existe el convencimiento en la junta directiva de que es necesario sentarse a hablar con el jugador para dejarle claro que en los próximos veranos no puede repetirse el desmadre de partidos, bolos y viajes que ha protagonizado Leo Messi en julio pasado precisamente en un año en el que la ausencia de competiciones a nivel de selecciones le permitía afrontar un largo verano de descanso.



En la junta directiva de Sandro Rosell la opinión más extendida es que Leo está pagando sus excesos del verano y que hay que evitar que vuelvan a repetirse situaciones similares en el futuro. Leo ya está convenientemente recompensado en el Barcelona, al margen de sus contratos publicitarios, como para tener que mendigar dinero para su fundación organizando partidos amistosos de carácter benéfico. Además, todo está preparado para que esta misma temporada Messi prolongue el contrato que le liga al Barcelona obteniendo una mejora económica. A cambio, Sandro Rosell espera convencer a Messi para que entienda que los veranos están hechos para descansar.

En 64 días entre julio y agosto, Messi ha recorrido 122.333 kilómetros, 90.483 de los cuales los realizó a nivel personal fuera de la órbita del FC Barcelona. Es evidente que Leo no ha descansado lo que debía recorriendo una distancia que podría ser la de tres vueltas alrededor de la Tierra. Sandro Rosell quiere acabar con esta situación e imponer, por contrato, el descanso veraniego que necesita un deportista que durante los diez restantes meses va a tener que viajar, entrenar y jugar de manera constante.


Deja tu Comentario