2014-07-16 10:07 FC Barcelona Por: Administrador

La Razón supera los límites y llama "Nandrolono" a Messi



Redacción

El periodista y excandidato a la presidencia del Real Madrid, Alfonso Ússia, ha escrito un texto en una página web sobre Lionel Messi, donde le ha puesto verde y le ha atacado de forma directa. En este artículo, recogemos lo que ha escrito.



De haber visto Rubén Darío el partido de la final del Mundial de Argentina, hubiera escrito una nueva versión de su Sonatina. «Nandrolono está triste, ¿Qué tendrá Nandrolono?/ ha perdido su ritmo, ha perdido su tono/ aunque le hayan moldeado un precioso tupé»

Alfonso Ússia aprovecha la enfermedad del argentino para meterse con su forma de juego: [...] A este muchacho [Messi] le sucede algo más grave que su peculiar interpretación de la melancolía. Para mí, que ya no tiene edad para seguir justificando las dosis de hormonas para el crecimiento y tanto él como sus médicos han sido advertidos de que el crecimiento ha llegado a su tope y ni una hormona más. Puede ser también que sufra de celos de Maradona.

Y ya no solo con Messi, si no también, con su compatriota y jugador con el que se le ha comparado, Diego Armando Maradona: [...] Lo siento, pero Maradona, que es un botarate, un majadero y un clamoroso imbécil, fue mucho mejor futbolista que él, aunque en alguna ocasión tuvieran que expulsarlo del Mundial por saltar al campo en compañía de un gramo de cocaína. [...] Lo que no será jamás Maradona es un cero a la izquierda, que parece constituir el objetivo primordial de Messi. El futbolista mejor pagado del mundo se ha convertido en el más caro de la Historia, porque no devuelve lo que percibe.



Se ceba con Messi por ser el futbolista que menos había corrido en el Mundial (algo totalmente falso): [...] Creo haber leído que Messi llegó a la semifinal contra Holanda siendo el futbolista que menos había corrido durante el Mundial. Si sumamos su partido contra Holanda y la final contra Alemania, el premio al vago y al sobrado se lo lleva con pleno y absoluto merecimiento. Pero jamás el de Mejor Jugador del Mundial. Ese premio, en su valor de objeto, destroza su impresionante vitrina. Es de esperar que lo tire a la basura.

Por último, aprovecha su problema con los vómitos para meter el dedo en la llaga del argentino: [...] Messi tiene un gran problema. Anímico y físico. Esos vómitos no pueden reducirse a un diagnóstico forofo: -Son los nervios-. No; que se mire, que se entrene y que vuelva a correr como lo hacía dos años atrás en el Fútbol Club Barcelona, cuyos dirigentes, socios y exaltados partidarios tendrían que ser los más preocupados y avergonzados en estos momentos. A mí, particularmente, lo que le pase -que le pasa- a Messi, me la refanfinfla.


Deja tu Comentario