2013-10-17 18:10 FC Barcelona Por: Administrador

La FIFA deja sin sanción las trampas de Cristiano



Joan Tubau

Cristiano Ronaldo lleva mal la humillación de tener que acudir por tercera vez consecutiva a una repesca para acceder con Portugal a una fase final de una gran competición internacional. Portugal fue a la repesca para participar en el Mundial de 2010, repitió experiencia en la Eurocopa de 2012 y ahora se enfrenta a una nueva repesca que debe superar para estar en Brasil.



El nerviosismo ha cundido en Portugal y en Cristiano Ronaldo, de ahí que infringiera el reglamento de forma descarada ante Israel forzando una absurda tarjeta amarilla que le permitirá quedar limpio de amonestaciones para los dos partidos de la repesca. La FIFA contempla este comportamiento y lo penaliza con dos partidos de suspensión que, en este caso, no se aplicarán porque la FIFA tiene miedo de las posibles repercusiones después del llanto de la vedette portuguesa ante los periodistas. Además, a un Mundial de habla portuguesa y con Brasil de escenario le interesa, y mucho, que la selección lusa tenga papel de protagonista.

"No hay elementos suficientes para abrir un procedimiento disciplinario”, han dicho desde la FIFA. Y asunto resuelto, se favorece la infracción al fair play. Tampoco habrá sanción para las declaraciones de Cristano Ronaldo tras el Portugal-Israel, cuando se puso la venda antes de tener la herida en un claro ejemplo de su afición al llanto sin venir a cuento. Ahora se entiende la confesión de su madre diciendo que de pequeño los niños les llamaban "el llorica".

Así lloró Cristiano sin venir a cuento ante los periodistas: "Teóricamente la selección más fuerte es Francia. Puede haber muchos intereses alrededor de ese partido por eso lo descarto completamente. Si hay una selección con la que no quiero jugar es ante Francia por varios motivos", y no los citó. "No voy a hablar de eso porque puedo ser castigado".



A eso se le llama llorar o tirar la piedra y esconder la mano o intentar suplantar la personalidad de Jose Mourinho. Es el estilo que se lleva últimamente en el Real Madrid.

 

 
//

 


Deja tu Comentario