2016-12-03 20:12 Real Madrid Por: Administrador

Las cinco claves que explican el empate del Real Madrid en el clásico



1.- El prodigioso Sergio Ramos

El club debería colocar en el museo un busto de la cabeza de Sergio Ramos para recordar la gloria que le ha dado al Real Madrid con su testa en partidos decisivos y en los últimos minutos. Como hoy. su testarazo providencial ha llegado en el minuto 90.

2.-Modric se ha comido al centro del campo del Barça

Busquets en baja forma; André Gomes, que es como si no existiera; y Rakitic, peleado con su entrenador, que le cambia en cuanto puede. Ante ese panorama, Luka Modric ha decidido comérselos a todos. Y se los ha comido. Su juego ha sido imperial y se confirma como el jugador clave del "Efecto Zidane!.

3.-Desactivada la MSN

El extraordinario trabajo de Modric y Kovacic, funamentalmente, ha servido para desactivar a los tres jugadores más peligrosos del Barça, sus tres delanteros. Modric y Kovacic han cortado las líneas de pase y el tridente culé apenas ha creado peligro: el gol, un par de ocasiones y nada más. Poco para lo que es habitual en ellos.

4.-La fe de una racha

Aunque Zidane no lo admita públicamente, la fe en una racha que ya dura 33 partidos es un aliciente importante en este equipo para que los jugadores se olviden del verbo perder. Es una baza psicológica que hasta les convence de que es imposible perder. Y hoy se ha vuelto a ver.

5.- La imagen de equipo

El Real Madrid no ha dependido hoy de nadie especial. Su buque insignia, Cristiano Ronaldo, ha estado muy bien, aunque no haya marcado, pero ha cumplido su función moviendo tras de sí a los defensas culés. El Madrid de Zidane no depende de nadie y hoy ha jugado como un EQUIPO, con mayúsculas, de verdad..  

Deja tu Comentario