2012-01-22 20:01 FC Barcelona Por: Administrador

Leo no se atrevió a dedicárselo a su madre



Leo no se ha atrevido a felicitar a su madre dedicándole sus goles porque el Comité de Competición, ese que preside Alfredo Flórez y que vela por la deportividad y el juego limpio en el fútbol español, lo tiene prohibido. Está muy perseguido quitarse la camiseta tras marcar un gol o enseñar mensajes como "Feliz cumple, mami". Eso es gravísimo. Tanto que el pasado año a Messi le cayó una sanción de 3.000 euros por ejercer de buen hijo.

Esta vez no se ha atrevido a regalarle a su madre los tres goles, consciente de que existe un Comité de Competición atento para sancionarle. Se trata del mismo comité que encuentra normalísimo que un energúmeno pisotee la mano de un jugador que se encuentra en el suelo, el mismo comité que no ve motivo para actuar de oficio ante las salvajadas de un futbolista con numerosos antecedentes. Así se escribe la historia del fútbol español dominado en los despachos por el Real Madrid.



Messi debe haber pensado que bastante suerte tuvo el miércoles de que Alfredo Flórez no le castigara por poner sus dedos debajo de la bota de Pepe, así que mejor no tentar a la suerte y darle motivos para que vuelva a cebarse contra él y contra el Barcelona.


Deja tu Comentario