2016-05-02 18:05 FC Barcelona Por: Administrador

"Les haremos sudar sangre": El mensaje que ha llegado al Bernabéu



Después del triunfo ante el Sevilla, los ánimos se han disparado en Cornellà. El Espanyol, ya con la salvación a tiro, se presentará el domingo en el Camp Nou con la convicción de repetir el tamudazo que hace diez años dejó al Barça sin Liga para dejarla en manos del Real Madrid. Los últimos enfrentamientos entre Barça y Espanyol dejaron muchas heridas abiertas, especialmente por los desprecios recibidos desde el Barça a través de Piqué. El Barça ganó en la Copa en Cornellà por 0-2 y ganó en el Camp Nou por 4-1. En el partido de Liga de la primera vuelta se produjo un empate a cero. En los tres partidos hubo polémica dentro y fuera del terreno de juego. Violencia en el césped y pancartas, que tuvieron sanción para el Espanyol (20.000 euros), pero no para el Barça. Los jugadores del Espanyol tienen muchas cuentas pendientes, especialmente con Gerard Piqué, y acuden al Camp Nou con la firme convicción de que pueden dejar al Barça sin Liga.

Dos "enviados especiales" en el Camp Nou

RCD Espanyol's Spanish midfielder Marco Asensio (R) vies with Barcelona's Argentinian forward Lionel Messi (C) during the Spanish league football match RCD Espanyol vs FC Barcelona at the Power8 stadium in Cornella de Llobregat on January 2, 2016.   AFP PHOTO/ PAU BARRENA / AFP / PAU BARRENA        (Photo credit should read PAU BARRENA/AFP/Getty Images) La motivación es especial para dos jugadores del Espanyol que pertenecen al Real Madrid y juegan en Cornellà en calidad de cedidos. Se trata de Burgui y Marco Asensio. Los dos arden en deseos de ganarse su vuelta a casa haciéndole un enorme favor al Real Madrid impidiendo que el Barça gane en el Camp Nou. Tienen la doble motivación de buscar el triunfo para colmar de felicidad a su afición, la del Espanyol, y de paso hacer vibrar al madridismo. A diferencia de Adán, que manifestó públicamente su deseo de "joderle la Liga al Barça", lo que le valió un puñado de críticas desde Barcelona, ni Marco Asensio ni Jorge Franco Alviz, "Burghi", tienen intención de manifestarse en esos términos, aunque su mensaje privado ya ha llegado al vestuario del Real Madrid: "No os preocupéis, les haremos sudar sangre. Lo van a pasar mal para ganarnos". Los jugadores del Real Madrid pueden estar tranquilos porque tendrán dos "enviados especiales" en el Camp Nou. Ahora hay que esperar que tengan más suerte que Adán la semana pasada.      

Deja tu Comentario